Ministerio de Salud rescinde contratos de mascarillas N95 por sobreprecio

El Ministerio de Salud rescindió dos contratos para adquirir mascarillas N95 porque no convenían a los intereses del Estado, ya que mostraban precios superiores a los de referencia establecidos por la Dirección de Atención y Asistencia al Consumidor (Diaco).

Cientos de personas hacen FILA en el Paseo d la Sexta en la zona 1, donde el ministerio de Gobernación por medio de reservistas del ejercito de Guatemala hace la entrega de mascarillas para evitar el contagio del coronavirus. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila

Fotograf’a. Erick Avila.                  16/04/2020
Cientos de personas hacen FILA en el Paseo d la Sexta en la zona 1, donde el ministerio de Gobernación por medio de reservistas del ejercito de Guatemala hace la entrega de mascarillas para evitar el contagio del coronavirus. (Foto Prensa Libre: Érick Ávila Fotograf’a. Erick Avila. 16/04/2020

Las compras sobrevaloradas habían sido denunciadas el pasado martes por el bloque de la Unidad Nacional de la Esperanza (UNE), y ante ello el ministro de Salud, Hugo Monroy, aseguró que presentaría las denuncias correspondientes.

El primer concurso se refiere a la adquisición de mil 333 mascarillas N95 por el Hospital de Mazatenango, Suchitepéquez, con un valor de Q75, cada una, a la empresa Prod-Medic, mientras que la Diaco considera que los precios de referencia oscilan entre Q19.50 y Q25.

La firma está registrada a nombre de Vayron Ronaldo Rodríguez López, y desde el 2009 ha obtenido 667 adjudicaciones por Q22 millones 953 mil 556.16.

El segundo concurso anulado es del área de Salud de Chiquimula, que compraba mil mascarillas N95 a Q37.50 cada una. El argumento para prescindir del evento es que no conviene a los intereses del Estado.

El concurso se había adjudicado a la empresa Asesoría en Recursos Ocupacionales, S.A., la cual fue inscrita en el Registro Mercantil en mayo del 2018 y desde entonces ha recibido 177 concursos por Q5 millones 145 mil 251.27.

Pendientes de anular

De las denuncias presentadas por la UNE quedarían pendientes de anular otras compras, como la adquisición de mascarillas, a Q39, por el Hospital General San Juan de Dios, otorgada a la empresa Wensur, S.A.

A esa compañía se le anuló antes otra adquisición de un millón de mascarillas, por Q20 millones.

También se busca dejar sin efecto la compra de 35 termómetros, a Q780 cada uno, adquiridos por el Área de Salud de Chiquimula.

El evento se le había adjudicado a Gustavo Adolfo Barahona Soria, y por tratarse de una empresa individual, tiene registrados otros nombres comerciales como Abarrotería Dina, GUDI y Medi labs.

La compañía está registrada en San Bartolomé Milpas Altas, Sacatepéquez, y ha obtenido 267 adjudicaciones por Q6 millones 833 mil 970.39.

También están en la mira compras de alcohol en gel que sobrepasan los Q110, el precio de referencia establecido por la Diaco, ya que se hicieron entre Q165 y Q195 el galón.

Riesgo de corrupción

El presidente de Acción Ciudadana, Edie Cux, indicó que los estados de Excepción o las compras de emergencia que establece la Ley de Contrataciones del Estado tienen altos niveles de riesgo por cómo se llevan los procesos, ya sea por riesgos de corrupción o por mala planificación en las adquisiciones.

“Yo creo que si se han anulado distintos procesos que incluso he visto en Guatecompras, como las compras de mascarillas, lo que hace ver es realmente qué tipo de gestión respecto de la planificación de compras están llevando y la evaluación de cómo se van a realizar esas compras”, dijo Cux.

El experto en transparencia señaló que el Gobierno debería considerar que si van a proponer la fabricación de mascarillas, que se tome en cuenta a manufactureros que están sufriendo la crisis económica, y podrían otorgarles la compra a varios de ellos.

“El que aparezca en Guatecompras y en el Ministerio de Finanzas ha permitido ese acceso a la información, y esperemos que así continúen, porque es valioso hacer una auditoría social en las compras que se están realizando”, señaló.

Montan operativo

Debido a que la Dirección de Atención y Asistencia al Consumidor (Diaco) ha recibido mil 187 quejas de especulación de precios de mascarillas, guantes quirúrgicos y gel antibacterial, productos en demanda ante la emergencia por el coronavirus, esa institución decidió efectuar un operativo de verificación de precios.

La Diaco realizó un operativo para verificar los precios de productos quirúrgicos. (Foto Prensa Libre: Cortesía)

“La Diaco dio seguimiento y ha habido una serie de quejas que lo hacen recurrente —la posible especulación— contra una empresa de venta e importación de equipo quirúrgico que señalan que hay sobreprecios. Hicimos la visita con el equipo para constatar, primero, que tenga existencia de mascarillas, y segundo, la exhibición de precios”, dijo el portavoz de la institución, Carlos Vásquez.

El vocero agregó que se le pidió a la empresa el registro de las fianzas y facturas de compras para justificar los precios que tiene. La queja recurrente es que tienen sobreprecio de las mascarillas; algunas sobrepasan los Q80. “Sin embargo, hemos identificado que en el mercado hay mascarillas N95 cuyos precios están entre Q20 y Q50”, comentó.

“Algunos documentos sí los presentaron, y otros no, por lo que pidieron un plazo para entregarlos. De lo contrario, pudiéramos entender que no tienen registros completos, pero ellos tienen días para completar la papelería”, explicó Vásquez.

Monitorean precios

El portavoz señaló que para la Diaco también es prioridad el acceso a los granos básicos. Se logró identificar que en Petén, Huehuetenango, Sololá, Quiché y Chimaltenango había sobreprecio de maíz, que llegó a costar Q200 el quintal.

“Con la información y la mesa que tenemos con el Ministerio de Agricultura se pudo constatar que el quintal de maíz no debe sobrepasar los Q130 a Q145; todo depende de la región de donde esté a la venta, pero ya se estableció el precio”, añadió Vásquez.

“Tuvimos información de que hubo acaparamiento de maíz, por lo que hace dos semanas, en Retalhuleu, hubo capturas, al igual que en Huehuetenango. Creemos que el precio de los granos básicos está estable, pero se debe mantener la vigilancia, ya que sigue el riesgo de acaparamiento”, dijo el vocero de la Diaco.