Semáforo covid-19: “Tenemos prácticamente todos los departamentos en rojo”

El viceministro de Hospitales, Francisco Coma, brindó detalles este 7 de agosto sobre la situación del coronavirus en Guatemala: hay 263 municipios en rojo, 51 en naranja y 26 en amarillo.

Autoridades del Ministerio de Salud brindan detalles de la situación de Guatemala por la emergencia del coronavirus. (Foto Prensa Libre: Elmer Vargas)
Autoridades del Ministerio de Salud brindan detalles de la situación de Guatemala por la emergencia del coronavirus. (Foto Prensa Libre: Elmer Vargas)

El Ministerio de Salud Pública y Asistencia Social actualizó el Tablero de Alertas Sanitarias Covid-19 este sábado 7 de agosto, correspondiente a datos recabados entre el 23 de julio al 5 de agosto del 2021.

Según la actualización, 263 municipios se encuentran en rojo, 51 en naranja, 26 en amarillo, y ninguno en verde.

La publicación anterior, publicada el 24 de julio, registraba 250 municipios en rojo, 61 en naranja, 29 en amarillo y ninguno en verde.

En el departamento de Guatemala, la ciudad capital se encuentra en alerta naranja, así como Santa Catarina Pinula, San Raymundo y Fraijanes; los municipios restantes se encuentran en rojo.

En la provincia, Antigua Guatemala, Sacatepéquez, se encuentra también en alerta naranja, así como las cabeceras de Quetzaltenango, Huehuetenango, Quiché y Zacapa.

La cabecera departamental de Chimaltenango se encuentra en rojo, así como la de Escuintla, Sololá, Totonicapán, Suchitepéquez, Retalhuleu, San Marcos, Chiquimula, Jalapa, Jutiapa; además, Cuilapa, Santa Rosa; Salamá, Baja Verapaz; Cobán, Alta Verapaz; Flores, Petén; y Puerto Barrios, Izabal.

Los datos fueron presentados por viceministros de Salud, en una conferencia de prensa en el Palacio Nacional de la Cultura.

Francisco Coma, viceministro de Hospitales, indicó que la situación en el país es crítica actualmente.

“Tenemos prácticamente todos los departamentos de Guatemala, excepto algunos municipios, en rojo. La problemática es que, en los últimos días, se han contabilizado más de cuatro mil casos diarios promedio. Esto tiene un significado muy complicado para el sistema de Salud y la población”, lamentó Coma.

“Este fuerte volumen de casos nuevos que se presentan diariamente, sabemos que el 10 por ciento llegará a enfermarse moderadamente o grave. Esta situación puede llevar a la máxima capacidad de ocupación al sistema de Salud, al Seguro Social y al sector privado de salud”, resaltó.

Según Coma, el porcentaje de positividad de la enfermedad ha llegado al 33 por ciento. “Es una situación seria, porque significa que la posibilidad de contagio a nivel de la población es muy alto. Entendemos que conlleva consecuencias no deseadas para el país, sobre todo tienen que ver con el incremento de personas que fallece”, indicó.

Coma resaltó que en julio se registró la mayor cifra de fallecidos mensuales registradas en el 2021.

“En el mes de julio acumulamos el 20 por ciento del total de fallecidos a lo largo del 2021. Estamos hablando de más de 800 casos de pacientes fallecidos. Desgraciadamente estamos notando un fenómeno importantísimo, y es que las consultas de la mayoría de los pacientes está siendo tardía. Los pacientes están llegando en condiciones moderadas graves”, resaltó Coma.

 

Medidas se regirán por lo establecido en el tablero

 

Al ser cuestionadas sobre las medidas que se podrían implementar para reducir los contagios de la enfermedad, las autoridades indicaron que se continuará con las restricciones establecidas en el Sistema de Alertas, de acuerdo con el nivel que se encuentre cada localidad.

“El señor presidente implementó un estado de Prevención y tuvimos un resultado de comportamiento con una baja en los casos. Se ha estado trabajando con el presidente, sobre las normas o acciones que podrían tomarse a corto plazo. Hay un análisis con técnicos, infectólogos y neumólogos, que nos están haciendo recomendaciones”, indicó Francisco Coma.

Coma indicó que la experiencia en otros países, respecto a cierres “no fue la mejor”. Aseguró que no se contemplaría tomar medidas drásticas.

Añadió que el comportamiento social está en manos de la población para contener la enfermedad.

 

Restricciones por alerta roja