Temporada de incendios forestales consumen más de 6 mil hectáreas, y aún no termina

Temporada aún no termina y van 12 muertos, mientras la alerta se mantiene por efectos del fenómeno de La Niña.

Publicado el
Según el Protocolo Nacional de Temporada de Incendios Forestales 2021-2022 de la Conred, los incendios forestales son una de las principales causas de degradación del patrimonio natural del país, provocando daños directos a la fauna, flora, agua y suelo. (Foto Prensa Libre: María José Bonilla)
Según el Protocolo Nacional de Temporada de Incendios Forestales 2021-2022 de la Conred, los incendios forestales son una de las principales causas de degradación del patrimonio natural del país, provocando daños directos a la fauna, flora, agua y suelo. (Foto Prensa Libre: María José Bonilla)

El inicio de la temporada de incendios forestales 2020-2021 estuvo marcada por el ingreso de las tormentas Eta e Iota que aquejaron a comunidades en Alta Verapaz, Quiché y Huehuetenango, principalmente.

Aún así, el balance general de las autoridades fue de 350 incendios forestales que destruyeron más de 7 mil 200 hectáreas del territorio en donde residen millones de personas y decenas de especies de flora y fauna.

Fue, según estadísticas del Instituto de Sismología, Vulcanología, Meteorología e Hidrología (Insivumeh), el año que menos siniestros se reportaron.

Esta cantidad de incendios estuvo por debajo del promedio que se tiene de 2001 a la fecha y que es de 716 incendios forestales por cada temporada.

La actual, que comenzó en noviembre de 2021 y que podría concluir en junio, se vislumbra aún complicada por las condiciones climáticas que genera el fenómeno de La Niña y las circunstancias que heredaron las tormentas Eta e Iota.

Poca lluvia y muchos puntos de calor detectados por el Sistema de Información sobre Incendios para la Gestión de Recursos (FIRMS) de la Nasa, hace mantener las alertas todavía.

Esta observación ha detectado que los departamentos con más puntos de calor son Petén, Izabal, Jalapa, El Progreso, Santa Rosa, Chiquimula, Guatemala, Retalhuleu y Suchitepéquez.

Pero también lo han detectado en Quiché, Totonicapán, Huehuetenango y Alta Verapaz.
De hecho, las autoridades han hecho un llamado en sus redes sociales para que durante el descanso de Semana Santa se evite el encender fogatas en lugares que se visiten para prevenir incendios forestales.

Los incendios forestales de la actual temporada se han cobrado la vida de doce personas, entre ellas una niña de siete meses, otro de nueve años y un bombero forestal.

Estos hechos trágicos ocurrieron en comunidades de Quiché y Totonicapán. Las autoridades han vinculado estos hechos con quemas agrícolas que se han salido de control.

Estos lugares, de acuerdo con la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred), es donde se mantiene más monitoreos porque los incendios continúan ocurriendo.
más calor

El incremento de la temperatura y la falta de lluvia, como consecuencia del cambio climático, seguirá poniendo en peligro a la flora y la fauna del país debido a los incendios forestales conforme pasen los años si no se toman las medidas necesarias para cambiar la situación, explica el investigador, profesor universitario y ecologista, Efraín Bámaca-López.

La voz de alerta del experto surge después de hacer un análisis sobre los siniestros forestales en la actual temporada que hasta ahora, según cifras de la Conred, ha destruido 6 mil 278.80 hectáreas en todo el territorio nacional y se ha cobrado la vida de 12 personas, entre ellas una niña de siete meses y un niño de nueve años.

“Y no se trata solo de que se destruyan bosques y árboles, que son importantes, por supuesto, sino la cantidad de otras especies de flora y fauna que se pierden por esta razón. La degradación de los ecosistemas. Está en peligro la vida misma”, expresó Bámaca-López.

Añadió que el incremento de la temperatura ha puesto en peligro no solo a Guatemala, sino a muchos países del mundo que ahora tienen que lidiar con incendios de grandes proporciones.

Esta temporada el departamento guatemalteco más afectado por esta causa es Quiché, que registra 125 incendios forestales, seguido por Guatemala con 45, Huehuetenango, 44 y Zacapa, 33.

El total de incendios hasta este 12 de abril en el país es de 653, según la Conred. Ha consumido 6 mil 278.80 hectáreas. Los departamentos que reportan mayor número de hectáreas afectadas son Quiché, con 4 mil 982.30; Zacapa con 341.72; Huehuetenango con 278.10 y Totonicapán con 265.23.

“No hay que perder de vista los análisis que hacen organismos extranjeros respecto de los puntos de calor en zonas específicas. Eso está propiciando los incendios en algunas áreas”, explicó Bámaca-López.

Y agregó que también deben evaluarse otros aspectos como las quemas intencionales que buscan cambiar la vocación forestal de las áreas para ganado, siembras y otras razones.

Desde el 12 de abril en la aldea Ixquiac, del municipio huehueteco de Chiantla, una de las 15 Brigada de Respuesta a Incendios Forestales (Brif-Gua) que hay en todo el país controla un incendio forestal más.

Dos días antes había liquidado siniestros forestales en Malacatancito de ese mismo departamento, y otros dos en Jalapa y Sololá.
actualizar y revisar

Para Bámaca-López es necesario que las autoridades haga una auditoría interna para saber si lo que han hecho en los últimos años es lo correcto para seguir intentando prevenir los incendios forestales tomando en cuenta los cambios radicales que ha tenido el clima.

Se necesita saber si cuentan con los insumos necesarios para contrarrestar los efectos que causa el cambio climático y que propicia que cada vez haya más incendios forestales, entre otros problemas por la temperatura.

“Me atrevo a decir que este problema ya no es solo un asunto del medio ambiente, sino un problema de salud pública”, expresó el experto.

Justifica esto en que la pérdida de la masa forestal del país, que se ha reducido no solo es la destrucción de flora y fauna, sino también una situación de seguridad alimentaria en regiones que ahora tienen más problemas respecto de esto.

El fuego consumió 1 mil 530.75 hectáreas de bosque durante la temporada de incendios 2020-2021, según la Conred.

Mientras que en 2019-2020 fueron 813 incendios forestales que consumieron 2 mil 755 hectáreas.
“Si cada año tenemos este panorama se deben tomar medidas extremas”, dijo Bámaca-López.

 

Detalles destacables de esta labor

 

  • En el país hay 15 Brigada de Respuesta a Incendios Forestales (Brif) de 10 elementos cada una.
  • El promedio de incendios forestales desde 2000 es de 716 en el territorio nacional.
  • Los departamentos dmás afectados históricamente han sido Petén, Zacapa, Guatemala, Quiché, Huehuetenango y Totonicapán.
  • Doce muertos des la cifra negativa de la actual temporada de incendios forestales 2021-2022. De estas víctimas murieron dos niños y un bombero forestal en Quiché y Totonicapán.
  • La Conred asegura que el 99 por ciento de incendio forestales es provocado por el humano.
  • En Quiché han ocurrido 135 incendios forestales hasta ahora.
  • Conred mantiene monitoreos en esta región.