Zika causa conflicto en Ministerio de Salud

Casos de Guillain-Barré confirmados por el Hospital Roosevelt no son tomados en cuenta por la administración central de Salud; diputado cree que la cartera oculta datos.

Autoridades del Ministerio de Salud afirman que no hay casos comprobados de enfermedades asociadas a zika. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Autoridades del Ministerio de Salud afirman que no hay casos comprobados de enfermedades asociadas a zika. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

La confirmación de dos casos de Guillain-Barré y uno de microcefalia, asociados al zika, causó división en el Ministerio de Salud, pues mientras autoridades del Hospital Roosevelt confirmaron los datos, las autoridades de la cartera sostienen que estos no siguieron los protocolos.

El martes pasado, la Unidad de Enfermedades Infecciosas del Hospital Roosevelt, liderada por el infectólogo Carlos Mejía, reveló que un adulto de 72 años y una niña de 5 enfermaron con el síndrome de Guillain-Barré, luego de contraer zika; además, un niño nacido con microcefalia resultó positivo al virus.

Al día siguiente, la cartera emitió un comunicado en el que indica que se ha registrado el nacimiento de 16 niños con microcefalia, pero todos los casos resultaron negativos a zika y que no hay “reporte oficial” de casos de Guillain-Barré.

Existe subregistro 

La controversia por estos casos se considera como un intento del ministerio por ocultar información, según el presidente de la Comisión de Salud del Congreso, Luis Hernández Azmitia.

El diputado considera que la credibilidad de Mejía no es cuestionable, pues se trata de un especialista con reconocimiento internacional.

“La única forma –de enfrentar el virus–, es saber la verdad, ocultar datos o contraponer información no es de beneficio para el país.  Hay subregistro en los casos de zika porque no se ha capacitado a los salubristas, en especial en la provincia, que es donde se dan casos que quedan sin ser registrados”, afirmó Hernández Azmitia.

Comunicado del Ministerio de Salud negando la relación del zika con microcefalia. (Foto Prensa Libre: Twitter)

Reservan información

Marlit Valenzuela, encargada de Comunicación Social de la cartera de Salud, aseguró que la información del Hospital Roosevelt no se localiza en la base de datos del Centro Nacional de Epidemiología y que, por protocolo, todas las pruebas deben efectuarse en el Laboratorio Nacional de Salud, quien además se apoya en los Centros de Control de Enfermedades (CDC en inglés), de Atlanta o Colorado, Estados Unidos.

“Los hospitales deben de regirse por el rector de Salud, donde hay protocolos, el Roosevelt depende del Ministerio de Salud, no está a su altura -los exámenes de laboratorio-”, afirmó Valenzuela a Prensa Libre vía telefónica.

La comunicadora explicó que el viceministro técnico de Salud y la directora general del Sistema Integral de Atención en Salud se reúnen este jueves para “regular la información”, por lo que otras fuentes no pueden hablar sobre el tema.

“Hay que verificar la información, eso causa incertidumbre y es lo que no se quiere”, reiteró Valenzuela, quien dijo que ya se trabaja un plan con la Organización Panamericana de la Salud para enfrentar la crisis provocada por el zika.

Por su parte, Hernández Azmitia afirmó que la cartera “debe decir la verdad, no ocultar datos” y aseguró que sus médicos pueden dar declaraciones, porque son unidades ejecutoras independientes, además de ser especialistas.

“Si los médicos dan información es porque está pasando, no se puede cerrar a la opinión pública la realidad, hay que tener estrategias para la erradicación del zancudo y capacitación nacional”, dijo el diputado.