Sectores exigen solución integral a la violencia en fútbol

El ataque de supuestos aficionados de Municipal que dieron  muerte a Kevin Díaz, fanático de Comunicaciones, el  domingo recién pasado, cerca del estadio Manuel Felipe Carrera, zona 11, desató críticas por el incremento de hechos de violencia ligados a este deporte y las pocas acciones de las autoridades para ofrecer una solución integral al problema.

Una mujer con un sudadero del club comunicaciones llora sobre el ataud de Kevin Díaz (Foto Prensa Libre: E. Ávila)<br _mce_bogus="1"/>
Una mujer con un sudadero del club comunicaciones llora sobre el ataud de Kevin Díaz (Foto Prensa Libre: E. Ávila)

CIUDAD DE GUATEMALA – Sectores sociales coincidieron  en la consternación por la muerte de Díaz, quien ayer habría cumplido 18 años,  y en señalar inoperancia del Ministerio de Gobernación (Mingob) para controlar a grupos vandálicos que ante  el fanatismo por  un equipo de futbol provocan enfrentamientos violentos.

Los hechos de violencia dentro y fuera de los estadios han ocurrido desde hace más de 10 años, sin que hasta ahora ningún esfuerzo haya sido suficiente para controlar a esos grupos criminales.

Solo en el Torneo Clausura suman alrededor de ocho, en los que involucran a fanáticos radicales de Comunicaciones en el campo de la Universidad de San Carlos y de marquenses contra Xelajú.

Además, los violentos recurren a las redes sociales para organizarse. Horas después de la muerte de Díaz,  miembro de la barra Ultra Sur de   Comunicaciones, aficionados cremas han lanzado amenazas en las que juran   venganza contra los    del Municipal, que también prometen responder.

Edi Juárez, viceministro de Seguridad, indicó que hay grabaciones en video y declaraciones de testigos sobre la muerte del seguidor crema.

Según Juárez, se busca identificar a los agresores, aunque señaló que Díaz integraba  los Chiflados, grupo violento de la   Ultra Sur, y que en varios mensajes a través de las redes sociales aludía a los hechos violentos de su grupo.

Hilda Morales, procuradora adjunta   de los Derechos Humanos, dijo ayer en el Congreso, durante una actividad, que “puede abrirse un expediente para empezar a investigar y,  como es un delito, trasladarlo al Ministerio Público  para que profundice”.

De acuerdo con  Morales, existe responsabilidad compartida de  directivos de los equipos de futbol, el Mingob y los  medios de comunicación, en la función de presentar los encuentros deportivos mediante   una “sana” divulgación.

Verónica Godoy, de la Instancia  de Monitoreo y Apoyo a la Seguridad Publica,   indicó que  velar por que no se den hechos  similares es   una responsabilidad  compartida entre  las  entidades deportivas  y el Mingob,  porque  aunque  el suceso no ocurrió en el   estadio, eran aficionados.

Agregó: “Tienen  que realizarse  campañas  de prevención   para la juventud. Si no se toman medidas, esto  puede ser el comienzo de escaladas de violencia  en el deporte”.

Crítica y defensa 

El presidente de la Comisión del Deporte del Congreso, José Gándara, señaló que se debe revisar la función  de la fuerza pública y los protocolos de  seguridad.

“Se pudo ver fanáticos vestidos de rojo caminando en grupo con palos en las manos. ¿Cómo es posible que se permita el libre tránsito de estas personas cuando se sabía que iban en busca de violencia?”, criticó Gándara.

También destacó que existen suficientes leyes para aplicarlas  a los responsables de la muerte de Díaz.   “De qué sirve legislar, si las leyes que ya están no se cumplen. En Guatemala tenemos suficientes leyes como para que estos responsables estén presos muchos años”, expresó.

Selvin Ponciano, gerente de Municipal,  equipo que organizó el juego, explicó en un comunicado por las redes sociales que se instalaron dos cordones de seguridad para el evento, medidas que cumplieron,  y no se registró ningún suceso en el área controlada.

“Se establece un perímetro de seguridad en las afueras que tiene un radio de acción, en el caso del estadio de El Trébol, que lo rodean las vías exclusivas, se establecen cien metros después de ellas”, añade.

Según Ponciano, Municipal, como organizador, contó con seguridad privada, apoyo de la Policía Nacional Civil (PNC) y se estableció como prioridad resguardar el acceso al estadio y la seguridad dentro del recinto.

“Los protocolos de seguridad se cumplieron tanto por parte del club como de la PNC y la unidad de prevención del Ministerio de Gobernación”, en  puntos definidos, añadió.

Sepelio crema

Al velatorio de Díaz, en una iglesia evangélica de San Miguel Petapa,  donde residía, llegaron jugadores cremas, para acompañar a la familia.

El joven   se  había  graduado de bachiller  en Computación  el año pasado   y  una de sus aspiraciones, según su padre, Jerónimo Díaz, era  estudiar Ingeniería. En los últimos meses trabajaba  como ayudante de pintor.

El padre del menor  narró que el domingo este salió a las 6 horas, con  su hermana y su novia, rumbo al estadio. A las 11.30 horas,   lo llamaron para  informarle   que el joven estaba herido en un  hospital.

“Para mí es lo más cruel que me ha pasado, me quitaron a mi brazo derecho, me quitaron a alguien con quien trabajaba, y todas las mañanas íbamos juntos”, lamentó.

Como era el deseo del joven, el ataúd donde hoy será inhumado  es blanco, y sobre este, una camisola del equipo que amaba.

Durante el velatorio,  Juan José Paredes, portero crema,  en nombre del equipo  expresó: “Rechazamos y mostramos nuestra indignación por los hechos violentos ocurridos en las afueras del estadio de El Trébol, que  terminaron con la muerte de un aficionado de nuestro equipo. Enviamos a la familia de Kevin Díaz nuestro más sentido pésame y nuestras oraciones; deseándoles cristiana resignación y acompañándolos en su dolor”.

El presidente Otto Pérez Molina criticó que ningún juego es motivo para llegar a enfrentamientos, e indicó que el delegado presidencial para el Consejo Nacional del Deporte, Dwight Pezzarossi, buscará con autoridades de la Federación de Futbol acciones de prevención contra este tipo de actos.

Autoridades analizan videos

Investigadores de la Policía informaron que analizan los videos que captaron el ataque cometido por una turba contra el aficionado del club Comunicaciones Kevin Díaz, para capturar a los responsables.

Edi Juárez, viceministro de Gobernación, dijo que los detectives  tuvieron contacto con cámaras de video y obtuvieron declaraciones de testigos, lo cual es un respaldo para las pesquisas.

Añadió que  se encuentran en el proceso de  solicitar, a través del Ministerio Público, los videos que captaron el ataque cometido por supuestos seguidores del equipo de Municipal.

Juárez explicó que para el evento deportivo la Policía montó dos

círculos de seguridad, en donde se llevó a cabo el encuentro, pero estos no abarcaban el sector en el que  se produjo el hecho.

Díaz, con la camisola del club Comunicaciones,  caminaba con su hermana y su novia  cuando ocurrió el ataque.

Causas de la muerte

Roberto Garza, vocero del Instituto Nacional de Ciencias Forenses, informó que  Díaz murió como  consecuencia de heridas causadas con arma blanca en el abdomen y en el tórax.

Explicó que, además, el cuerpo tenía múltiples golpes contundentes.

El informe  policial de la Comisaría 14  refiere que a las 11.10 horas del domingo último fue ingresado en el Hospital Roosevelt Díaz, de 17 años, con múltiples heridas y golpes.

Testigo

La víctima fue reconocida por Mayra Ramírez, 20, quien les informó  que en la 1a. avenida y 3a. calle,  colonia El Progreso, zona 11,  un grupo de aproximadamente  200 personas, aficionadas al club de los rojos, lo agredieron con piedras y palos.

Añadió que   lo hirieron  con cuchillos y después huyeron.

El  informe policial explica  que no localizaron evidencias en el lugar. El domingo último, 

Porras amenazaron con fuertes riñas

Después de la muerte  del aficionado de Comunicaciones   Kevin Díaz, a manos de seguidores escarlatas, en las redes sociales empezaron a circular insultos y amenazas de seguidores de ambos equipos, quienes durante la semana  previa incitaron a la violencia en el clásico 278.

El fanático rojo que se identifica como El Flaco, en su cuenta de Twitter (@Renato_U5C), publicó días antes una fotografía con una camisola de Municipal y un hierro, con la descripción: “Ando con unas ganas de estrenarte fierro querido de los colores del campeón.  El domingo primero Dios”, decía  su mensaje.

Minutos después el usuario @Rene_Chapin sostuvo una charla con El Flaco donde indicaron que estarían dispuestos a tener una riña contra los aficionados blancos.

Graves insultos

Minutos antes del partido, las porras organizadas de ambos equipos lanzaron insultos en redes sociales, en donde destaca: “A que horas van a venir Ratas cobardes @vultrasvroficial 11:30 AM?? Solo hocico son en las redes! Y tus refuerzos de CA?”, decía uno de los mensajes, en el que  se muestra una fotografía de aficionados rojos en  las afueras del estadio Manuel F. Carrera.

 Kevin Díaz publicó meses antes en su Facebook varios insultos contra el club Municipal.

“Rojos hijos de p… con custodia jajaja”, decía un mensaje de Kevin en noviembre del 2013.