Guatemala y México destacan militares en la frontera entre ambos países por la crisis migratoria y sanitaria por el coronavirus

Cientos de efectivos del Ejército de Guatemala, de México y la Guardia Nacional de eses país reforzarán los puestos de control en el límite fronterizo entre ambos países, en distintos puntos entre Tapachula, Chiapas y Tecún Umán, San Marcos en medio del creciente flujo migratorio.

Publicado el
Ejército de México y la Guardia Nacional de ese país en el puente internacional frontera entre Chiapas, México y Tecún Umán, San Marcos. (Foto Prensa Libre: Ejército de Guatemala)
Ejército de México y la Guardia Nacional de ese país en el puente internacional frontera entre Chiapas, México y Tecún Umán, San Marcos. (Foto Prensa Libre: Ejército de Guatemala)

Este sábado 27 de marzo, los ejércitos de Guatemala y México, así como la Guardia Nacional de ese país participaron en una reunión bilateral en Tecún Umán, San Marcos, para fortalecer los puestos de control para reducir la migración y evitar una crisis sanitaria en la frontera por el coronavirus.

El Ejército de Guatemala informó que este encuentro forma parte de las acciones en conjunto que realizan los países y que van enfocados en control y mitigación del coronavirus y la migración de menores no acompañados.

En la reunión participaron la Dirección General de Migración, Ejército de Guatemala, a través de la Brigada de Operaciones Para Montaña y Policía Nacional Civil, quienes mantienen un fuerte despliegue de seguridad en el límite político internacional.

Por su parte el Gobierno de México envío una delegación encabezada el Comisionado del Instituto Nacional de Migración, Consul de México en Ayutla, San Marcos .

Este despliegue de fuerza militar y policial también es para el proceso de ayuda humanitaria de indocumentados que buscan llegar hacia los Estados Unidos.

El coronel Rubén Téllez, vocero del Ejército de Guatemala, dijo que la idea de estos despliegues es reforzar los puestos de control en ambos países y que se instalarán varios puntos más a lo largo de la frontera en esa área.

Lea además: López Obrador propone a Joe Biden la entrega de visas de trabajo para ordenar el flujo migratorio a EE. UU.

Desde México

Sin precisar la cifra de elementos, en la “Ceremonia de presentación de los agrupamientos organizados, equipados y adiestrados para el rescate humanitario” desfilaron en Tapachula cientos de agentes del Instituto Nacional de Migración (INM), la Guardia Nacional y las Fuerzas Armadas.

“Para garantizar la seguridad interior y apoyar a las autoridades civiles en caso de necesidades públicas, se cuenta con un despliegue militar permanente en esta frontera sur”, expresó el general Vicente Antonio Hernández, comandante de la 36ª Zona Militar en Tapachula.

El despliegue ocurre al cumplirse una semana del histórico cierre de la frontera sur que México realizó con el argumento de frenar los contagios de covid-19.

Pero también coincide con la víspera del arribo de las primeras 1.5 millones de un total de 2.7 millones de vacunas de AstraZeneca que Estados Unidos prestará a México tras una negociación entre los presidentes Andrés Manuel López Obrador y Joe Biden.

Lea también: “Me secuestraron cuando quise cruzar a Estados Unidos pero lo vuelvo a intentar por cuarta vez por no tener opciones en mi país”

“Nuestro país actuó de forma soberana e independiente al implementar su nueva política migratoria, que pone al centro la protección de los derechos humanos”, aseguró el general Hernández, encargado del fronterizo río Suchiate.

Ejército de México en el puente internacional frontera entre Chiapas, México y Tecún Umán, San Marcos, en donde se reforzarán los controles contra la migración y para frenar el coronavirus. (Foto Prensa Libre: Ejército de Guatemala)

Detenciones en la frontera

La exhibición de fuerza también sucede cuando México ha detenido a 34 mil 993 migrantes irregulares hasta el 25 de marzo, un aumento de casi el 28% o 7 mil 643 personas más que el año pasado, reveló en el evento Francisco Garduño, titular del INM.

De este número, precisó, 4 mil 440 han sido menores de edad.

“Reforzaremos nuestra presencia en este estado fronterizo a fin de evitar que niños, niñas y adolescentes sean utilizados como pasaporte para llegar a la frontera con Estados Unidos”, manifestó Garduño.

Tan solo en la última semana, los agentes migratorios mexicanos han detenido a más de 4.000 personas indocumentadas, la mitad en Chiapas y Tabasco, estados del sureste del país.

El director del INM detalló que el 56.21 % de los migrantes que detienen son de Honduras y el resto de Guatemala, El Salvador y otras naciones no especificadas.

Lea también: La explicación de Biden sobre la llegada de migrantes a la frontera EE.UU.-México (y su mensaje a AMLO)

“Mantendremos el operativo de vigilancia las 24 horas en la totalidad de la franja fronteriza del sur del país, así como en las carreteras, trenes y caminos para mantener un flujo migratorio regular atendiendo además las medidas sanitarias por covid-19”, observó.

En tanto, en Estados Unidos la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza (CBP) detuvo a 100 mil 441 indocumentados en febrero en la frontera con México, frente a 78 mil 442 de enero.

Aunque es una tendencia al alza aún no alcanza a mayo de 2019, cuando la CBP aprehendió a 132 mil 856 personas y el entonces presidente estadounidense, Donald Trump, amenazó a México con la imposición de aranceles.

Las autoridades mexicanas replicaron el exhorto del Gobierno de Estados Unidos, que ha pedido no viajar al país pese a la suavización de la retórica de Biden.

“Las redes criminales de traficantes de personas les han vendido la ilusión de llegar a la frontera con los Estados Unidos sin riesgos, no hay nada más más falso que eso”, sostuvo Garduño.