Otra caravana de salvadoreños sale de su país y pretende llegar a EE. UU.

Mientras hondureños están en la frontera entre Guatemala y México con la intención de llegar a Estados Unidos, en El Salvador salió este lunes otra caravana de unos 50 integrantes que llevan el mismo rumbo.

Grupo de salvadoreños se desplaza en caravana por San Salvador en su camino hacia Estados Unidos. (Foto tomada de @merlincnn).
Grupo de salvadoreños se desplaza en caravana por San Salvador en su camino hacia Estados Unidos. (Foto tomada de @merlincnn).

CNN en Español informó que este lunes 20 de enero un grupo de salvadoreños se desplaza por la capital salvadoreña y se dirige hacia Guatemala, pues su objetivo es llegar a EE. UU.

Integrantes del grupo afirman que abandonan su país, pues según ello, no hay oportunidades de superación.

El 15 de enero salió la primera caravana de salvadoreños y se sumó a la de hondureños que recorrió Guatemala hasta llegar a la frontera de Tecún Umán, San Marcos.

Con mochilas al hombro la mayoría, los migrantes se concentraron en horas de la madrugada en la Plaza Salvador del Mundo, en el oeste de San Salvador, para iniciar el trayecto.

Sentada en unas gradas de la plaza estaba Evelin Hernández, de 45 años, y junto a ella, bien abrigada, estaba su hija de 6, cuyo nombre no quiso revelar.

“Yo me voy porque no tengo de otra, no tengo trabajo, la vida está dura y uno ya con hijos debe ver cómo se consigue el sustento”, dijo Hernández.

“Aquí siento que no hago nada ya, mejor ver si podemos llegar hasta Estados Unidos y tener otra vida”, agregó. La mujer de piel blanca y ojos verdes se enteró por redes sociales de la partida de esta caravana hacia Estados Unidos.

Otros migrantes caminaban de un lado a otro de la plaza, evitando a la prensa y buscaban evitar los ojos vigilantes de un puñado de agentes policiales que se mantenían atentos a sus movimientos.

Entre esos migrantes esquivos se encontraba Roberto Mancía, de 32, quien llegó al lugar junto a su hermano Antonio, de 28. Ambos indicaron que la falta de empleo y el temor a las violentas pandillas los hicieron tomar la decisión de migrar a Estados Unidos, aunque podrían quedarse en México “por un trabajo”.

“Ninguno de los dos tenemos trabajo por más que hemos buscado, así que decidimos irnos, no perdemos nada”, comentó Roberto Mancía.
Luego de una oración, los migrantes emprendieron el camino a pie custodiados por policías.

Cientos de personas huyen

Cientos de migrantes centroamericanos que en caravana huyen de la pobreza y violencia, la mayoría hondureños, buscan este lunes en el puente fronterizo Rodolfo Robles entre Guatemala y México, que las autoridades mexicanas les permitan el ingreso en masa para continuar a Estados Unidos.

“Al presidente (mexicano) Andrés Manuel López Obrador le pedimos que nos abra las puertas”, dijo  Marvin Zanabria, un migrante hondureño que encabezaba el grupo.

Los migrantes de la llamada caravana 2020 en la que también viajan familias completas con niños pequeños, se concentraron desde la madrugada en la aduana de Guatemala en la ciudad Tecún Umán del lado de Guatemala.

Los migrantes de la llamada caravana 2020 en la que también viajan familias completas con niños pequeños, se concentraron desde la madrugada en la aduana de Guatemala en la ciudad Tecún Umán (suroeste).

Posteriormente, un oficial aduanero abrió el portón para que la caravana ingresara al puente internacional Rodolfo Robles, que conecta a ambos países.

“Adelante jóvenes”, señaló un policía guatemalteco y sin prisa el bloque se apostó a varios metros de distancia de la reja del lado mexicano, fuertemente custodiado por agentes migratorios y policías militares con equipos antidisturbios.

En el lugar los migrantes elevaban oraciones y señalaban que “Dios era su único guía”.

No deje de leer: Caravana de migrantes espera en frontera con México y presionan por tener paso libre

Líderes de los migrantes señalaron que darían un tiempo de espera de tres horas para atravesar el paso formal o atravesarían caminando el río Suchiate, frontera natural que en algunas partes su nivel bajó por la ausencia de lluvias.

La también llamada “Caravana de la Esperanza, Dios es amor”, salió el martes pasado del norte de Honduras y tras atravesar Guatemala se han unido guatemaltecos, salvadoreños y nicaragüenses.

El grupo está integrado por más de tres mil migrantes, según estimaciones de autoridades migratorias.

“Salimos de Honduras por la mala economía y por miedo”, agregó Mayra Zelaya, de 23 años, mientras cargaba en los brazos a su niña de 10 meses. Zelaya viaja con su esposo y otro hijo de cuatro años con los que espera llegar hasta Estados Unidos.

Añadió que temen regresar a su país por la violencia que atraviesa Honduras.

Parte de la caravana intentó entrar a empujones el sábado pasado por la mañana, pero fueron contenidos por los militares mexicanos. Luego grupos reducidos ingresaron a cuentagotas y varios cientos fueron llevados a albergues.

En la reja fronteriza y a través de un altavoz se les indicaba a los migrantes que México les ofrecía una “oportunidad de trabajo en su país de origen”.

Para disuadir el avance, el gobierno mexicano puso en marcha el Programa de Emergencia Social que incluye dos programas de empleo que serán habilitados en ocho departamentos de Honduras y 14 departamentos de El Salvador.

Además, otro grupo de unos mil migrantes están tramitando su ingreso regular a México, informó la secretaría de Gobernación de ese país.

Personal del Instituto Nacional de Migración (INM) revisa su situación migratoria para determinar qué opciones pueden ofrecerles según su caso específico.

1

Carlos Perez Hace 4 semanas

lo q van a lograr estas caravanas es q trump suprima por completo el asilo y sea mas estricto o inclusive rudo al ver q quieren provocarlo o reierse de el, esto ya se salio de control asi q podrian esperar represion por parte de las autoridades guatemaltecas mexicanas y gabachas, recuerden q las prisiones de la migra estan en condiciones pauperrimas las cuales les esperan en caso de ser apresados