¿Van o no pandilleros en la reciente caravana de migrantes que partió de Honduras?

El fin de semana recién pasado llamó la atención las declaraciones de un funcionario de la Comisión Internacional de Derechos Humanos de México, quien afirmó que en la reciente caravana que partió de Honduras el pasado 9 de abril viajan pandilleros.

Miles de migrantes hondureños retomaron su viaje desde Tapachula a EE. UU. (Foto Prensa Libre: AFP)
Miles de migrantes hondureños retomaron su viaje desde Tapachula a EE. UU. (Foto Prensa Libre: AFP)

La aseveración de Francisco López Díaz, presidente de esa Comisión en Soconusco, Chiapas, México, es rechazada por grupos humanitarios en Guatemala y Honduras quienes aseguran que la reciente caravana, como las anteriores, está conformada por ciudadanos de los países del Triángulo Norte que huyen de la violencia y pobreza que golpea a esas naciones.

“Nosotros hacemos un llamado al gobierno federal para que tome las medidas necesarias porque esto es una situación social que es peligrosa para nuestro estado (Chiapas)”, afirmó López Díaz a medios de comunicación locales.

El funcionario mexicano indicó que “se tiene conocimiento” de que en los países del Triángulo Norte hay operativos antimaras y esto sería la razón por la cual los pandilleros están escapando hacia México y EE. UU.

El medio chiapaneco El Orbe cita declaraciones de López Díaz, quien habría afirmando que, sumado a los operativos que se llevan a cabo en los países, los pandilleros también huyen porque en Guatemala fueron linchados dos de ellos recientemente.

Lea también | “Tengo 10 años de no ver a mi madre”: el guatemalteco solicitante de asilo que anhela ingresar a EE. UU.

Puntualmente El Orbe cita: “López Díaz reconoció que la sociedad, cansada de la violencia, las extorsiones y de que sus autoridades no cumplan con su responsabilidad de garantizarles seguridad, ha empezado a tomar la justicia por sus propias manos”.

Estigmatización

El sacerdote Juan Luis Carbajal, secretario ejecutivo de la Pastoral de Movilidad Humana, expuso que no se puede generalizar con que todos lo que salen en pequeños grupos o en caravanas son del mismo perfil o condición.

“Estamos en contra de esas generalizaciones y de esas ideas que terminan etiquetando y estigmatizando a las personas migrantes. La mayoría de ellas son gente buena y trabajadora que están atravesando desesperación por la pobreza, miseria y violencia de la que huye”, expuso Carbajal.

El sacerdote aseguró que esa condición de desesperación de los integrantes de las caravanas ha sido constatada en la Casa del Migrante, institución que ha atendido a miles desde que comenzó esta nueva modalidad de éxodo.

Unos tres mil migrantes componen la nueva caravana que viaja hacia EE. UU. (Foto Prensa Libre: EFE)

“Con ese tipo de comentarios lo que hacemos es replicar lo que se dice desde Estados Unidos, incluso desde el señor presidente —Donald Trump— que ven a los migrantes como un peligro o una invasión —con lo cual— termina destruyendo la hospitalidad la confianza y el respeto”, expuso Carbajal.

No descartó que el incidente ocurrido la semana pasada sobre el Periférico en el cual un migrante hondureño murió y otros cuatro resultaron heridos después de que fueron baleados, haya sido a causa de la xenofobia y racismo que se crean debido a las falsas informaciones.

Lea también: Migrantes hondureños baleados en el Periférico habrían sido confundidos con asaltantes

Detenidos

Las autoridades hondureñas detuvieron el pasado 11 de abril a cuatro migrantes que viajaban en caravana debido a que tenían ordenes de detención pendientes en su país. Las capturas ocurrieron en la frontera con Guatemala de Agua Caliente, donde personal de Migración se percató de que pretendían salir de Honduras.

Los hondureños eran buscados en su país por delitos que van desde homicidio, tentativa de hurto, robo y extorsión.

Sin embargo, para Carlos Sierra, activista del Centro de Investigación y Promoción de los Derechos Humanos de Honduras (Ciprodeh), la gran mayoría de migrantes que viajan en caravanas son víctimas de la pobreza y la violencia.

La caravana partió de Honduras, pero se nutrió a su paso por Guatemala. (Foto Prensa Libre: AFP)

“Huyen o son expulsadas por los altos índices de pobreza, también van núcleos familiares que huyen de la extorsión, la violencia y el reclutamiento forzado de maras o pandillas quienes los amenazan con que sus hijos e hijas van a pasar a ser parte de estructuras criminales desde los 12 años”, indicó Sierra.

Agregó: “Por eso, quienes están engrosando estos grupos son niños, niñas y grupos familiares completos”.

Lea también: Conamigua no explica cómo gastará Q7.5 millones asignados en asesorías, estudios y campañas de información

Aunque lamentó las declaraciones del funcionario mexicano, no descartó que estas se den por la desinformación que ha fluido por parte de los gobiernos centroamericanos para desmotivar a las personas a que participen en las caravanas.

Cuando se dan este tipo de declaraciones, agregó, se sataniza un movimiento poblacional y generan expresiones de odio de los ciudadanos por donde circulan estos grupos.

Lea también: Temen que condiciones para migrantes empeoren con llegada de nuevo secretario de Seguridad Nacional de EE. UU. 

Siguen camino

La caravana de aproximadamente tres mil migrantes centroamericanos emprendió en la madrugada de este lunes su camino desde Tapachula hacia Estados Unidos, al mismo tiempo en que sigue el flujo de personas provenientes de Honduras, El Salvador y Guatemala que cruzan el fronterizo río de Suchiate para entrar en México, mientras que otros esperan en el puente fronterizo a que las autoridades mexicanas permitan su acceso.

Migrantes hondureños son captados en Izabal. (Foto Prensa Libre: Dony Stewart)

Cientos de policías federales y funcionarios del Instituto Nacional de Migración (Inami) continúan establecidos en los retenes que están instalados en toda la carretera federal desde Tapachula, en el estado de Chiapas, hasta el estado de Oaxaca para controlar el éxodo migrante.

Esta nueva caravana ganó envergadura desde el pasado viernes, cuando al menos 800 migrantes cruzaron de madrugada la frontera entre Guatemala y México de manera irregular.

El Inami informó entonces que “un grupo de aproximadamente 350 personas irrumpió de manera violenta en la frontera” y “rompieron el candado que cierra la reja fronteriza” y luego se le sumaron más personas, hasta ser unos 800 en total.

Contenido relacionado

> Migrantes hondureños llegan a la capital y otros ya se encuentran en Tecún Umán

> Trump planea enviar a migrantes a ciudades santuario

> EE. UU. abre la puerta a que unos dos mil 700 menores migrantes se reúnan con sus padres

 

2

Mario Acevedo Hace 2 meses

Si este representante de los DH dice lo que dice en algo se basa, o todo lo que dicen los funcionarios de los DH son pajas?

301julcifue Cifuentes Hace 2 meses

Si los pandilleros de la clica morales & jovel…