Dudan de proyecto que reduce penas

La iniciativa de ley que busca la reducción de penas de hasta el 50 por ciento para los sindicados que se declaren culpables, ha generado dudas y temor de que pueda beneficiar a  procesados en casos de alto impacto por corrupción.

Si el procesado acepta los cargos durante la audiencia de primera declaración, tendrá derecho a que se le rebajen la pena a la mitad. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Si el procesado acepta los cargos durante la audiencia de primera declaración, tendrá derecho a que se le rebajen la pena a la mitad. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Según Lizardo Acuña, del Instituto de Análisis e Investigación de los Problemas Nacionales (Ipnusac), “hay una deficiencia notoria” en la iniciativa porque no especifica los delitos a los que se va a aplicar la ley. “En los últimos años se ha visto un incremento de casos para los delitos de cuello blanco, muchos están en proceso aún, y los implicados podrían beneficiarse de esta normativa”, indicó.

“Me parece que es una ley estratégicamente analizada que tendrá efectos presentes y futuros, y no hay que olvidar que la retroactividad aplica cuando se beneficia al reo”, recalcó Acuña.

 En las redes sociales los internautas plantearon su temor de que la Ley pueda beneficiar al expresidente Otto Pérez Molina o a la ex vicepresidenta Roxana Baldetti.

La propuesta fue presentada el martes por el diputado del Movimiento Reformador, Oliverio García Rodas, y establece que los procesados que confiesen en la primera declaración podrán reducir su pena hasta un 50 por ciento.

Propuesta de Cicig

Según el congresista, la ley no tendría que especificar delitos porque es de carácter general, así que cualquiera puede beneficiarse, siempre que cumpla con los requisitos establecidos en la misma.

Negó que se trate de beneficiar a algunos procesados específicos, debido a que  todo lo que plantea la ley ya ocurrió en dichos casos.

“No va a beneficiar a nadie, pero en casos de delitos de alto impacto sería lo mismo porque de todos modos una persona pasaría en prisión 15 años”, manifestó el congresista.

Aseguró que el proyecto se elaboró luego de un estudio de la Comisión Internacional contra la Impunidad en Guatemala (Cicig) y el Ministerio Público acerca de los procesos judiciales del país.

De acuerdo con Nineth Montenegro, de Encuentro por Guatemala, el martes que se dispensó la propuesta de dictamen y avanzó en primer debate se explicó que la misma era propuesta de estas dos instituciones.

Al consultarle a la fiscal general, Thelma Aldana, respondió: “No es propuesta del MP y creo que las respuestas debería de darlas el Congreso, desconozco cómo quedó al final”.

García Rodas indicó que hoy llegará el comisionado Iván Velásquez a explicar la propuesta a los jefes de bloques. En el Legislativo confirmaron la llegada del jefe de la Cicig, aunque desconocían el propósito.

Bajaría condenas

La propuesta ya avanzó en el trámite de primer debate y se le dispensó de dictamen.

  • Si el procesado acepta los cargos durante la audiencia de primera declaración, tendrá derecho a que se le rebajen las penas a la mitad.
  • Si lo hace después de la audiencia de primera declaración y hasta la resolución  admita la acusación, tendrá derecho a que se le rebajen las penas en una tercera parte.
  • Después de la apertura del juicio hasta antes de comenzar la recepción de  pruebas  en audiencia de debate, tendrá derecho a que se le rebajen las penas en quinta parte si admite su responsabilidad o cargos.

Con información de G. Sánchez