Guatemala podría hacer un pago millonario para recuperar terrenos de TCQ

Guatemala podría pagar unos US$180 millones (Q1 mil 319 millones) a los propietarios de Terminals Quetzal, antes conocida como Terminal de Contenedores Quetzal (TCQ), para recuperar los terrenos donde se instaló toda la maquinaria para que funcionaria la empresa de contenedores.

Guatemala tendría que hacer un millonario pago para recuperar TCQ. (Foto: Hemeroteca PL)
Guatemala tendría que hacer un millonario pago para recuperar TCQ. (Foto: Hemeroteca PL)

La Procuraduría General de la Nación (PGN) aclaró que previó al pago millonario deberá tener firmeza a la sentencia emitida por la sala quinta de Apelaciones de lo Contencioso Administrativo, la cual declaró la nulidad absoluta de los tres contratos que autorizaron el funcionamiento de la empresa.

“Las cosas tienen que volver al Estado, eso significa que el Estado tiene que pagar el valor de lo allí invertido, porque desmontarlo no se puede porque hay condiciones que se generaron para que el puerto funcionara y se debe pagar la estimación de la inversió”, dijo en conferencia Annabella Morfin, procuradora general de la Nación. “Indudablemente la inversión se calcula en unos US$180 millones (Q1 mil 319 millones)”, agregó.

A pesar de citar el pago que en algún momento deberá hacer el Estado, aún no se tiene el monto de daños y prejuicios que la empresa deberá pagar a Guatemala. Dijo que pedirán una aclaración para poder saber el monto.

Morfin aseveró: “Un monto de daños y perjuicios la PGN no lo puede establecer, porque la PGN no es experta en determinar el daño, por esa razón se le pidió a la Corte que hiciera la condena en costas de que esa deviene de la propia nulidad del contrato. Es la consecuencia lógica de una nulidad absoluta del contrato; se le había pedido que ese monto se definiera por expertos en incidente una vez estuviera firme la sentencia”.

Aseguró que pedirán una aclaración y ampliación a la Sala, y dijo que si era necesario presentarían una casación.

“Recordamos que la sentencia no está firme, una vez agotados todos los recursos que la ley establece se tendrá que dilucidarse cada uno de estos pasos, y luego de que se termine se tienen que revertir los bienes porque esta es la consecuencia lógica”, expresó.

Recordó que no se observó el proceso legal que daba vida al funcionamiento de TCQ, en conformidad con la Ley  de Contrataciones del Estado. Aseguró que lo que debió hacer fue celebrarse una concesión, la cual debió ser autorizada por el Congreso, “pero lo que se hizo fue un usufructo oneroso”, enfatizó.