Pérez dice que inasistencia de presidentes fue boicot de EE. UU.

El Presidente Otto Pérez Molina considera que la ausencia de los mandatarios centroamericanos a la cumbre celebrada en Antigua el pasado sábado, se debe a un boicot hecho por Estados Unidos.

Publicado el

CIUDAD DE GUATEMALA –  Pérez Molina dijo que la inasistencia de los presidentes de El Salvador, Mauricio Funes; Honduras, Porfirio Lobo y de Nicaragua, Daniel Ortega, fue un boicot de parte de Estados Unidos. El mandatario hace un llamado a los países para que no se dejen llevar por las presiones.

El presidente de El Salvador, Mauricio Funes, reconoce que hubo un boicot, sin embargo, Pérez Molina, aseguró que no fue de Funes, “sino de Estados Unidos por el temor que Centroamérica se unifique alrededor de la despenalización y se lleve esa postura a la Cumbre de las Américas”, y presionaron al presidente vecino.

“No es una imposición, no he pretendido unificar; es un  diálogo y debate sobre nuevas luchas lucha contra el narcotráfico. Las declaraciones de Funes son media verdad nada más. Hubo boicot”, dijo Pérez Molina durante la supervisión de carreteras en Cuilapa, Santa Rosa.

El pasado sábado se reunieron en Antigua los presidentes de Panamá, Costa Rica y Guatemala para dialogar acerca de propuestas de seguridad. Estaban invitados los homólogos de El Salvador, Honduras y Nicaragua, sin embargo, de último momento decidieron no asistir a la cita.

Antecedente

Previamente, a finales de febrero, la secretaria norteamericana de seguridad interior, Janet Napolitano, efectuó una gira por varios países del istmo, en la que subrayó el rechazo de Estados Unidos a cualquier iniciativa de despenalización de la droga.

Según Pérez, Estados Unidos boicoteó la cita porque creía que Centroamérica iba a definir una posición conjunta sobre la despenalización en la Cumbre de las Américas, que se realizará el 14 y 15 de abril en Colombia.

“La Cumbre de las Américas tiene un trabajo preparatorio, tiene una agenda y el temor que surgió (por parte de Estados Unidos)”  es que “la unificación de la posición de Centroamérica pudiera desplazar la agenda de la Cumbre de las Américas” , apuntó.

    Pérez aseguró que al presidente de El Salvador “le hablaron de Estados Unidos para que no asistiera, el habló con los otros presidentes y lo lograron de alguna manera (…) el prefirió dejarse llevar por la presión y prestarse al boicot” .

    “Tenemos que ser capaces de hacer propuestas, no podemos estar agachando la cabeza nosotros”  ante Estados Unidos, dijo Pérez, quien aclaró que “no estoy entrando en ninguna confrontación o roce con Estados Unidos”.

    Por su parte, el presidente salvadoreño le reprochó a Pérez el haber colocado el tema de la despenalización de la droga como “único punto”  de la reunión, por lo cual -dijo- decidió no asistir.

    “En ningún momento se dijo que esa propuesta de la despenalización que es del presidente Pérez, era la propuesta de Centroamérica”, indicó el presidente salvadoreño.

    El presidente guatemalteco afirma que la estrategia de Estados Unidos desde hace 30 años, de librar una guerra frontal contra el narcotráfico, ha fracasado y tiene un costo muy alto para Centroamérica, “que pone los muertos”.

    Por México y Centroamérica -la zona más violenta del mundo según informes de la ONU- pasa el 90% de la droga que se trafica desde Sudamérica hacia Estados Unidos.

Con información de AFP

MULTIMEDIA:

Vea aquí la transcripción de las declaraciones del presidente salvadoreño auricio Funes