2007: Rubén Darío Morales y los desvíos en el Congreso

El 26 de noviembre de 2009 el entonces diputado Rubén Darío Morales fue capturado cuando salía del Congreso.
La captura fue solicitada por la Fiscalía Contra la Corrupción del Ministerio Público (MP).

Al retrato de Rubén Darío Morales, presidente del Congreso en 2007, le colocaron un adjetivo poco halagador. (Foto: Hemeroteca PL)
Al retrato de Rubén Darío Morales, presidente del Congreso en 2007, le colocaron un adjetivo poco halagador. (Foto: Hemeroteca PL)

El MP refiere que, en 2007, cuando Morales era presidente del Congreso, recibió Q300 mil por haber autorizado un depósito de Q16.5 millones de ese organismo a la financiera Mercado de Futuros (MDF).

En el expediente de antejuicio constaron documentos que confirman la recepción de esa suma.

El Congresista intentó evadir su captura pero no consiguió burlas a los agentes de la Policía Nacional Civil.

Rubén Darío Morales es capturado afuera del Congreso, en noviembre de 2009. (Foto: Hemeroteca PL)

Además, Morales  es señalado de haber recibido comisión de los Q 82.8 millones que el Congreso desvió a MDF en 2008 durante la presidencia de Eduardo Meyer Maldonado.

Morales, ex congresista y ex presidente del Congreso, es acusado de haber incurrido en coacción, malversación de fondos e incumplimiento de deberes.

Rubén Darío Morales es conducido a prisión, el 25 de noviembre de 2009. (Foto: Hemeroteca PL)

Morales fue presidente del Congreso en el 2007, y según las pesquisas, por esa inversión habría recibido una comisión de Q600 mil.

La Fiscalía también aseguró que el exfuncionario lavó dinero, pero por orden de la Sala Tercera de Apelaciones de lo Penal  se eliminó ese delito.

Llega a CC

Morales presentó en la Corte de Constitucionalidad (CC) un amparo con el cual solicitó no ser juzgado por el mencionado delito, por considerar que esa acción penal no correspondía a los hechos que se le imputaban.

La CC rechazó la petición y ordenó que el exfuncionario afronte debate por los cuatro delitos.

Finalmente, Morales fue ligado a proceso el 22 de mayo de 2017 por los delitos mencionados.

Portada del 5 de junio de 2008, con titular sobre desvío millonario. (Foto: Hemeroteca PL)

El MP acusa a Morales de por lavado de dinero y concusión –uso de fondos públicos para beneficio personal-.

Además, Morales se habría aprovechado de su puesto como presidente del Legislativo en 2007 para abrir una cuenta a nombre del Congreso en el desaparecido Banco Uno, a la cual trasladó Q9 millones.

Beneficiados

En su momento trascendió que parte del dinero fue utilizado para compra de inmuebles, y que también habría sido beneficiada Brenda Buezo de Morales, esposa de Morales.

Darío Morales permanece en Tribunales, antes de ser escuchado por un juez, el 25 de noviembre de 2009. (Foto: Hemeroteca PL)

Además, se habría beneficiado a los hijos de Morales, al haberles depositado dinero en la cuenta de empresas particulares.

El mayor escándalo es que Morales estuvo vinculado con dos de los más grandes e históricos desvíos del Congreso: el de 2007, cuando era presidente, y en junio del 2008, cuando era diputado, y se destapó una supuesta inversión en una fallida casa de bolsa.

Tanto la apertura de la cuenta como el depósito no contaban con el aval del Banco de Guatemala ni el pleno del Legislativo, sino solo con el de José Benvenuto Conde Fernández, quien también fue jefe financiero de Meyer Maldonado.

Entre quienes criticaron los desfalcos en el Congreso estaban, en 2008, los entonces diputados Roxana Baldetti y Mario Taracena. (Foto: Hemeroteca PL)

Diez años después del desvío de Q16.5 millones la justicia finalmente le dio alcance a Morales.

Capturan a Rubén Darío Morales, en noviembre de 2009. (Video: Tomado de Youtube)