Se hunde el icónico restaurante flotante de Hong Kong

Nadie resultó herido pero la tripulación indicó estar muy triste por lo ocurrido con el restaurante flotante Jumbo.

Publicado el
restaurante Jumbo
El restaurante Jumbo era un atractivo reconocible de la bahía de Hong Kong, pero desde 2013 no reportaba beneficios económicos. Getty Images

Durante 50 años, el restaurante flotante Jumbo fue uno de los espacios más icónicos de la bahía de Hong Kong. Ahora se ha hundido en el mar días después de ser remolcado.

Ningún miembro de la tripulación resultó lesionado, pero la compañía dijo estar “muy triste por el incidente”.

El restaurante había cerrado desde marzo de 2020 a causa de la pandemia de covid-19. Se estima que más de tres millones de comensales disfrutaron de su cocina cantonesa a través de los años, incluyendo personalidades como la reina Isabel II, Tom Cruise y el multimillonario Richard Branson.

Ha aparecido en varias películas, incluyendo una de la saga de James Bond, pero la pandemia supuso un golpe fatal para la viabilidad del negocio.

Restaurante Jumbo.
EPA
El restaurante cerró en marzo de 2020 con la llegada de la pandemia de coronavirus.

A 1.000 metros de profundidad

Antes del viaje habían contratado a ingenieros marinos para inspeccionar el restaurante. Según los dueños, habían obtenido “todas los permisos relevantes”.

La embarcación iba a permanecer en una ubicación no revelada mientras aguardaba por un nuevo operador. Sin embargo, se hundió el pasado domingo cerca de las islas Parcel, después de experimentar “condiciones adversas” y empezar a sufrir la penetración del agua, según Aberdeen Restaurant Enterprises.

“La profundidad del agua de la escena es de alrededor de 1.000 metros, lo cual hace extremadamente difícil llevar a cabo labores de rescate”, añadió.

Aunque la pandemia fue el último golpe al restaurante, este se había enfrentado a problemas financieros durante años.

El operador Melco International Development dijo el mes pasado que no daba beneficios desde 2013 y que acumulaba grandes pérdidas.