Guatemala

Crece número de evacuados y casas dañadas

El presidente Otto Pérez Molina informó que ha aumentado a más de nueve mil el número de casas dañadas, que hay más de nueve mil personas albergadas y ayer pasó de 103 a 117 el número de réplicas, después del terremoto de 7.2 grados en la escala de Richter del miércoles último.

Por BYRON ROLANDO VÁSQUEZ

más de 170 familias pernoctan en un albergue ubicado en un sitio baldío de la colonia Justo Rufino Barrios, San Marcos. Sus casas quedaron inhabitables.
más de 170 familias pernoctan en un albergue ubicado en un sitio baldío de la colonia Justo Rufino Barrios, San Marcos. Sus casas quedaron inhabitables.

El mandatario brindó la actualización en conferencia de prensa, después de reunirse durante unas dos horas con el Consejo de la Coordinadora Nacional para la Reducción de Desastres (Conred).

Las cifras se refieren a los ocho departamentos declarados en estado de Calamidad, que son San Marcos, Quetzaltenango, Quiché, Sololá, Totonicapán, Huehuetenango, Retalhuleu y Suchitepéquez.

El gobernante, quien estuvo acompañado de la vicepresidenta Roxana Baldetti y otros funcionarios, dijo que el sismo de ayer a las 16.15 horas, de 6.1 grados en la escala de Richter, causó un derrumbe en el cerro Barranca Grande, San Marcos.

Agregó que ya están activados los ocho centros de operaciones de emergencia (COE) en los departamentos afectados, y que Baldetti estará al frente del proceso de reconstrucción.

Las viviendas

Pérez Molina informó que ayer se elevó a nueve mil 414 el número de casas con daños, y de ellas, dos mil 637 quedan inhabitables, tres mil 374 con daño moderado, dos mil 879 con leve y 524 están en riesgo.

Explicó que serán demolidas solo las construidas con adobe que estén inhabilitadas, con el consentimiento de los propietarios, para reconstruirlas con otros materiales.

El mandatario dijo que los datos sobre los costos y el plan para la reconstrucción se tendrán el próximo viernes, pero adelantó que se requerirá de mano de obra de los jefes de familia y parientes.

“Quisiéramos construirles una casa con las mejores condiciones, pero lamentablemente no tenemos los recursos”, expresó Pérez Molina.

El número de albergados se incrementó. Ayer al mediodía era de seis mil 697 personas en los 61 albergues, y a las 16 horas llegó a siete mil 218. Los evacuados ascienden a 18 mil 755 pobladores.

El gobernante explicó que se han constituido equipos de trabajo con 413 personas, entre empleados públicos, voluntarios y oficiales del Ejército para ir a todas las comunidades en donde no se tienen reportes de daños.

Solo conred

Después de conocer el caso del diputado Luis Contreras, del Partido Patriota, en torno a que presuntamente trasladaba ayuda en San Marcos, el gobernante indicó que se instruyó a los gobernadores sobre el manejo de la asistencia humanitaria y que los delegados de la Conred son los responsables de la logística.

“Quiere decir que el delegado recibe la ayuda, la almacena, distribuye, levanta actas, coordina con el gobernador para los lugares a donde tiene que llegar la ayuda y, por supuesto, tiene que rendir cuentas”, afirmó.

El gobernador solo puede coordinar a las instituciones por medio del Consejo de Desarrollo Departamental (Codede).

Agregó que el Ministerio de Salud debe asegurarse de que haya medicina en los hospitales y los albergues, y proveer agua a las comunidades.

El Instituto Nacional de Fomento Municipal y las comunas deben restablecer las redes de distribución de agua entubada.

Además, el Ministerio de Desarrollo Social y la Sesan deben distribuir los alimentos.

PNC y ejército

En cuanto a seguridad, indicó que se han tenido reportes sobre intentos de robos.

Según Pérez Molina, la Policía Nacional Civil (PNC) y el Ejército son los responsables de la seguridad de la población y sus pertenencias en esas áreas.

El Ministerio de Trabajo resguardará a personas de la tercera edad, y la Secretaría de Obras Sociales de la Esposa del Presidente coordinará la atención de los niños en los albergues.

baldetti, en san marcos

Baldetti visitó ayer Esquipulas Palo Gordo, San Marcos, para verificar si llega la ayuda.

El alcalde Juan Carlos Ochoa le informó que las casas de varias comunidades quedaron inservibles. Baldetti se comprometió a ayudarlos en la reconstrucción de sus viviendas.

Ya en la Conred, Baldetti detalló que, como parte de las negociaciones con los empresarios para la adquisición de los materiales de construcción, estos han ofrecido descuentos de hasta 40 por ciento, aunque el gobernante pretende una rebaja del 50 por ciento.

También dijo que se publicarán todas las compras.