Escenario de vida

Epidemias y medio ambiente

Vida Amor de Paz vidanicol@gmail.com

¿Todavía nos quedan dudas de si las epidemias son desastres creados por la acción humana? Hemos sido muy irresponsables con el planeta, actuando con malas prácticas y condiciones sanitarias deficientes. La madre naturaleza ha dicho “ya basta”, y nos ha hecho quedarnos en casa para dejarla descansar. Por lo tanto, debemos tomar la oportunidad para crear un nuevo modelo económico que no afecte la naturaleza, pues la contaminación del agua, aire y suelo, la explotación de la biodiversidad, la deforestación y los incendios forestales son los que están contribuyendo a generar condiciones sanitarias adversas.

Al destruir nuestros bosques tropicales terminamos con bancos genéticos que nos pueden ayudar a curarnos de enfermedades, pues son el hogar de miles y millones de especies poco conocidas o hasta desconocidas. Según los científicos, cuando esos virus cambian su ambiente pueden mutar velozmente y adaptarse a nuevas condiciones. ¿Y a quien buscan? A nosotros.

En una entrevista especial con el ministro de Ambiente y Recursos Naturales, Ing. Mario Rojas, pude comprobar que al asumir su cargo se le vino la “pacaya” más grande que jamás se imaginó. Ha hecho un malabarismo para afrontar tantos desafíos diversos en medio de la pandemia. Como agravante, vinieron los incendios forestales provocados y vimos montañas deforestadas por gente inescrupulosa que se aprovechó de la crisis.

A Rojas le ha tocado velar por muchos temas. Uno de ellos es impulsar un protocolo del manejo de guantes y mascarillas para desecharlos e incinerarlos después de su uso. El protocolo ha sido socializado con 340 alcaldes y abarca cómo separarlos en bolsas rotuladas, así los recolectores saben cuándo están manejando los productos de la crisis. Si hemos sido obedientes en llevar puestas mascarillas, sugiero que de ahora en adelante nos propongamos disponer de la basura correctamente.

Previo al covid-19, Rojas ya tenía contemplada una campaña para manejar los desechos sólidos y líquidos. Ahora, con la crisis, su labor tiene un mayor reconocimiento, puesto que la basura propicia toda clase de enfermedades.

La campaña del MARN estará también enfocada en los jóvenes y niños, para que ellos sean parte de la solución. Los guardianes ecológicos graduados serán su gran aliado denunciando en las redes sociales las anomalías. Están por graduarse 7,000 guardianes, quienes oscilan entre los 12 y 17 años. También ha creado condiciones para que las personas puedan hacer sus gestiones online sin tener que presentarse, sino que pueden hacerlo a través de sus computadoras, facilitando trámites por el manejo electrónico y así eliminando también la corrupción que se daba anteriormente.

En enero, Rojas se encontró con 3,000 expedientes rezagados que no se habían atendido. Hoy, a tan solo cuatro meses de haber asumido, esos tres mil expedientes ya han sido procesados y los usuarios pueden meterse al portal, hacer su cita y llegar a recoger sus expedientes ya resueltos. Rojas dice que el MARN no acepta “mordidas” de ninguna clase, y esto se evitará por medio del sistema electrónico, y que las denuncias también se podrán hacer en línea.

Sus retos son múltiples, desde trabajar con instituciones como el Conap, Conred, Ministerio de la Defensa o municipalidades para el control de incendios forestales, y temas como el manejo de aguas residuales, permisos de construcción para los hospitales en tiempos de crisis y, no menos importante, las denuncias ciudadanas.

Ya es hora de que todos nos demos la mano y apoyemos iniciativas como esta, para el bien común. Veo ideal que a los jóvenes se les dé cabida para ser parte de la solución. MARN atiende por correo: digarn@marn.gob.gt o previo cita agendada.