Criterio urbano

Una visita de Estado exitosa liderada por el mandatario

Juan Carlos Zapata @jczapata_s

Publicado el

La semana pasada tuve la oportunidad de asistir a la 51ª Conferencia Anual de Washington sobre las Américas, organizada por el Consejo de las Américas. El Consejo de las Américas es una organización empresarial estadounidense cuyo objetivo es promover el libre comercio, la democracia y los mercados abiertos en el continente americano. El evento contó con la participación del presidente Alejandro Giammattei, como disertante principal, quien expuso en un salón con más de 80 representantes de empresas multinacionales, representantes del Gobierno de los Estados Unidos, organismos multilaterales y centros de investigación.

Este es el tipo de foros en el que un presidente debe participar más. Para nadie es secreto que uno de los componentes más importantes de cualquier estrategia de atracción de inversión incluye que el líder de un país comunique los cambios que están ocurriendo y las oportunidades de inversión. En este caso particular, el foro contó con el gentil patrocinio de empresas como Chevron, General Motors, AES, Grupo BMW, Cargil, Chiquita, Freeport-McMoran, Integra Capital, Merck, MetLife, Microsoft, Principal, Repsol y Ishares.

Durante el foro, el presidente Giammattei presentó las oportunidades para Guatemala y las acciones que el Estado guatemalteco está llevando a cabo a través de la iniciativa Guatemala No se Detiene. Se mostraron logros en cuanto a la estabilidad macroeconómica, gestión fiscal y monetaria prudente, la economía y el área metropolitana más grandes de Centroamérica, excelente récord crediticio, diversificación de las exportaciones, estabilidad del sistema financiero, una economía pujante con un crecimiento económico estimado para 2021 por encima del 6% y que, probablemente, sea arriba del 7%, algo sin precedentes en más de 40 años.

El producto interno bruto está siendo impulsado por los servicios, el comercio, la agroindustria y la industria manufacturera. La inversión extranjera directa también tuvo un incremento sin precedentes, triplicando los fondos de inversión respecto del 2020, especialmente en tecnología y las remesas, que también siguen creciendo.

El crecimiento de las reservas monetarias internacionales ha contribuido a que la posición externa del país sea de las más sólidas, al cubrir más de 10 meses de importaciones. El déficit fiscal que se proyecta en -2% para el 2021 y un saldo de deuda pública de 13.3% sobre el PIB, de las más bajas de la región. También se tuvo la oportunidad de mostrar cómo el apoyo y trabajo conjunto con organizaciones de los Estados Unidos está reduciendo el contrabando, aumentando con ello la recaudación fiscal.

En la visita, el presidente y varios ministros que participaron aprovecharon también para reunirse, entre otros, con senadores y congresistas, tanto demócratas como republicanos, y para presentar ante empresarios de la Cámara de Comercio, la Fundación Heritage y el Foro Parlamentario de Inteligencia y Seguridad, donde se abordaron también logros en materia de lucha contra el crimen organizado y el narcotráfico.

Este tipo de visitas de Estado, donde participan representantes de organizaciones del Ejecutivo, instituciones autónomas como el Banco de Guatemala y organizaciones del sector empresarial son una buena noticia para los inversionistas, quienes vieron como algo muy positivo el que se comuniquen los resultados, ya que muchas veces se conoce poco sobre Guatemala. Ojalá este tipo de visitas a foros empresariales de carácter regional y global se mantengan, en beneficio de la agenda de atracción de inversión del país.