Síntomas de coronavirus: cuáles son las diferencias entre la covid-19, el dengue, la gripe y un resfriado

Enfermedades como el covid-19, el dengue y la gripe tienen en común varios síntomas. Ante la pregunta de cómo diferenciarlos, expertos dicen que solo pruebas específicas de laboratorio pueden confirmar el diagnóstico.

Publicado el
Tanto la covid como la gripe, el dengue y el resfriado son causados por virus.
Tanto la covid como la gripe, el dengue y el resfriado son causados por virus.

Las lluvias de verano traen consigo en muchos países de América Latina una explosión de casos de dengue.

Pero estas señales también suelen ser reportadas por quienes contraen covid-19, gripe o incluso resfriados.

Entonces, ¿cómo diferenciar cada una de estas enfermedades?

Algunos signos, como la evolución de los síntomas, pueden dar algunas pistas, pero expertos en salud advierten que solo un análisis de sangre puede confirmar el diagnóstico.

Todas estas enfermedades tienen en común que son causadas por virus.

Sin embargo, se trata de virus distintos: la covid-19 es causada por el SARS-CoV-2, de la familia de los coronavirus; la gripe, por el virus de la familia de la influenza; el resfriado es causado por rinovirus, adenovirus y parainfluenza; y el dengue, por flavivirus.

Y, en el caso de la covid-19, la gripe y los resfriados, hay otro elemento unificador: el modo de transmisión es a través de gotitas de secreciones respiratorias de una persona infectada. El dengue, en cambio, es transmitido por el mosquito Aedes aegypti.

A continuación te contamos sobre otras diferencias.

Mosquito Aedes aegypti
Getty Images
El dengue es transmitido por el mosquito Aedes aegypti.

Dengue

Es una infección viral transmitida principalmente por la picadura de un mosquito hembra infectado con un flavivirus, generalmente Aedes aegypti (responsable también de la transmisión del virus chikungunya, fiebre amarilla y zika).

Hay cuatro serotipos (DENV-1, DENV-2, DENV-3, DENV-4), cada uno con diferentes interacciones con anticuerpos humanos. Es decir, las personas tienen cuatro posibilidades de infectarse.

Su síntoma clásico es la fiebre alta, que aparece de forma brusca al inicio de la infección. En el caso de la covid-19, esta señal no es necesariamente la primera y en muchos casos puede no aparecer.

Los síntomas respiratorios, bastante comunes en la covid-19, “son raros en el dengue, que no suele causar síntomas respiratorios como secreción nasal, obstrucción nasal (nariz tapada) o tos”, explicó la infectóloga Melissa Falcão, consultora de la Sociedad Brasileña de Infectología, en una entrevista reciente con BBC News Brasil.

Gráfico que muestra los síntomas del dengue
BBC

La especialista destacó que en el caso de síntomas respiratorios, los profesionales de la salud responsables del paciente “siempre deben hacer el diagnóstico diferencial entre covid-19 y gripe causada por el virus de la influenza A H3N2, que solo puede realizarse de manera segura a través de pruebas específicas de laboratorio”.

El dengue suele durar de cuatro a diez días, pero su impacto puede durar semanas.

Puede ser leve o grave (con o sin señales de alarma), y el diagnóstico puede realizarse mediante un examen clínico y ser confirmado por un análisis de sangre.

Dengue no grave sin señal de alarma: presencia de síntomas comunes como náuseas, fiebre, enrojecimiento del cuerpo, vómitos, dolores de cabeza, dolor en los músculos, articulaciones y alrededor de los ojos.

Dengue no grave con signos de alarma: es la fase posterior al cese de la fiebre en que pueden iniciarse uno o más síntomas considerados alarmantes, como vómitos persistentes, sangrado, acumulación de líquido en las cavidades corporales, como los pulmones y el corazón, mareos, aumento del hígado y concentración en la sangre.

Dengue grave: presencia de una o más manifestaciones, puede presentarse con choque (palidez y postración, sudoración y descenso de la presión arterial), dificultad para respirar por extravasación del plasma (salida de líquido de los vasos sanguíneos), afectación grave de órganos, como riñones, hígado, cerebro y corazón, sangrado mayor, entre otros.

“El período de extravasación del plasma y choque dura de 24 a 48 horas, se instala rápidamente, es de corta duración y puede provocar la muerte si no se trata adecuadamente en un plazo de 12 a 24 horas”, explicó Falcão.

La experta aclaró que la expresión “dengue hemorrágico”, que se popularizó en algunos países, ya no se usa por “la falta de precisión en la identificación de los casos graves según la clasificación anterior”.

El término “dejaba muchos casos graves de lado, ya que su mismo nombre sugería que para padecer dengue grave había que tener una hemorragia, lo cual no es cierto”.

Mujer tosiendo
Getty Images
Desde el comienzo de la pandemia, la tos seca ha sido uno de los síntomas más comunes.

Covid-19

La infección por el coronavirus SARS-CoV-2 puede presentarse con o sin síntomas, que han ido cambiando mucho según la variante ligada a la infección.

La covid-19, la enfermedad causada por este virus, puede presentarse de tres formas: leve, moderada o grave. El diagnóstico puede realizarse mediante examen clínico y pruebas de laboratorio en muestras tomadas principalmente de la nariz.

Los síntomas más comunes al inicio de la pandemia en 2020 fueron tos seca, fiebre, cansancio y pérdida del olfato y del gusto.

La Organización Mundial de la Salud (OMS) también enumeró síntomas menos comunes (dolor de cabeza, garganta, diarrea, enrojecimiento y picazón en los ojos y erupción cutánea) y síntomas graves (dificultad para respirar, pérdida de movilidad y del habla, dolor en el pecho y confusión mental).

Gráfico que muestra los síntomas de covid-19
BBC

Pero con el tiempo han surgido cinco variantes de preocupación del coronavirus: alfa, beta, gama, delta y ómicron.

Los principales síntomas de la variante delta, por ejemplo, son similares a los de la variante alfa, como tos, dolor de cabeza, dolor de garganta, obstrucción nasal, secreción nasal, dolor abdominal y manifestaciones cutáneas.

En el caso de la variante ómicron, la más contagiosa de ellas, los signos más comunes identificados por los investigadores son: dolor de garganta, fatiga, goteo nasal, estornudos y dolor de cabeza y en otras partes del cuerpo. La pérdida del olfato y del gusto se ha vuelto bastante más inusuales.

La tos repentina y continua, la dificultad para respirar y la fiebre alta siguen siendo síntomas significativos, además de la diarrea y los escalofríos.

El empeoramiento de los síntomas de la covid-19 no suele ser tan acelerado como en el caso del dengue, pero incluso la variante ómicron, considerada menos grave que otras variantes de la covid-19, puede llegar a causar la muerte.

Además, es importante señalar que estos síntomas son los más comunes, según encuestas y estudios realizados por expertos de todo el mundo, pero eso no quiere decir que sean los únicos.

Hay decenas de signos asociados a la enfermedad (como lesiones en la piel, pérdida de cabello, confusión mental y ansiedad), tanto en el momento de la infección como posteriormente, en la condición conocida como covid prolongada (que afecta a millones de pacientes en todo el mundo durante semanas, meses o incluso años).

Personas en la calle con mascarillas
Getty Images
Es importante recordar que incluso la variante ómicron, considerada menos grave que otras variantes de la covid-19, puede llegar a causar la muerte.

Gripe

Es causada por el virus de la influenza, que tiene una extensa familia con cientos de mutaciones.

Es por eso que la vacuna contra la gripe debe actualizarse y administrarse todos los años.

La gripe puede producir síntomas muy similares a los de la covid-19, pero su período de incubación suele ser más corto. En otras palabras, los síntomas aparecen rápidamente (muchas veces de la noche a la mañana) y el empeoramiento del cuadro suele ser brusco.

En el caso de la covid, el periodo de incubación es más largo -el organismo puede tardar hasta cinco días en manifestar síntomas-, lo que explica la gran cantidad de los llamados “falsos negativos”, es decir, personas infectadas por el coronavirus, pero que obtienen un diagnóstico negativo al realizar la prueba. Además, sin tener síntomas, un individuo puede acabar contagiando a otras personas.

Gráfico que muestra los síntomas de la gripe
BBC

Los síntomas más comunes de la gripe son: tos (generalmente seca), fiebre, dolor de cabeza, dolor de cuerpo y malestar general y cansancio. También puede causar dolor de garganta, diarrea (especialmente en niños) y secreción nasal o congestión nasal (nariz tapada).

La pérdida del gusto y el olfato no es una manifestación común en los casos de infección por el virus de la influenza, a diferencia de la covid-19.

Mujer estornudando
Getty Images
Los resfriados generalmente mejoran en unos pocos días.

Resfriado

Los resfriados son causados por otros tipos de virus: rinovirus, adenovirus y parainfluenza.

A diferencia de la gripe, los síntomas suelen ser leves y su aparición en general es gradual.

Gráfico que muestra los síntomas del resfriado
BBC

El dolor de garganta, la secreción nasal y la congestión nasal son algunas de sus manifestaciones más comunes.

Se puede desarrollar también una tos leve, al igual que fiebre (generalmente baja), pero estos son síntomas poco frecuentes. La diarrea, el dolor de cabeza y la dificultad para respirar también son raros.

Los resfriados generalmente mejoran en unos pocos días.

Esta nota fue realizada con investigación de Cristiane Martins para BBC News Brasil.