NASA revela imágenes del cohete más poderoso jamás construido: su destino, la Luna

El nuevo cohete de la NASA es un vehículo de lanzamiento avanzado que proporcionará una capacidad nueva más allá de la órbita de la Tierra.

Publicado el
NASA prepara un cohete de 64 metros de altura. (Foto Prensa Libre: Forbes México)
NASA prepara un cohete de 64 metros de altura. (Foto Prensa Libre: Forbes México)

Con el objeto de equipar la misión Artemis I con rumbo a la Luna, la NASA acaba de revelar imágenes de su cohete más poderoso jamás construido y que le ayudará a preparar la esperada travesía Lunar Lander, que marcará el regreso de astronautas estadounidenses al satélite.

El cohete de la NASA es una nueva fase del Space Launch System (SLS), el sistema de lanzamiento más importante de la agencia al momento, por lo tanto, el más poderoso.

La nave es ensamblada por estos días en el Centro Espacial Kennedy, en Florida, y será el impulsor principal de Artemis 1, que enviará el módulo Orion a la órbita lunar.

Si bien la fecha de despegue del más potente cohete de la NASA aún no está establecida, la agencia espacial vislumbra que “podría suceder en cualquier momento en 2021 o 2022”.

El tamaño del SLS es deslumbrante, al igual que su potencia: se eleva unos 64 metros de altura, con un diámetro de 8 metros y medio, y almacena hidrógeno líquido criogénico y oxígeno en el mismo estado, y todos los sistemas que alimentarán los cuatro motores de la etapa de lanzamiento.

En este sentido, la NASA indica que el cohete también alberga las computadoras de vuelo y gran parte de la electrónica necesaria para su control y operación.

De acuerdo a la web de la agencia, la etapa central está diseñada para funcionar durante aproximadamente 8 minutos antes de alcanzar la órbita terrestre baja y separarse de la etapa superior y la nave espacial Orion.

El SLS es un vehículo de lanzamiento avanzado que proporcionará una capacidad completamente nueva para la exploración científica y humana más allá de la órbita de la Tierra.

Con una capacidad de masa y volumen de carga útil incomparable, el nuevo cohete de lanzamiento de la NASA es el único que puede enviar la nave espacial Orion, los astronautas y los suministros a la Luna en una sola misión.

Esto reduce el número y la complejidad de las operaciones espaciales y aumenta las oportunidades de éxito de la travesía.

El primer vuelo del cohete de la NASA y la nave espacial Orion, llamado misión Artemis I, no contará con una tripulación de astronautas a bordo, no obstante, varios equipos experimentados de personas estarán detrás de escena para garantizar el éxito del primer lanzamiento, rumbo a la Luna.

Los equipos principales responsables de apoyar a la misión Artemis I, incluyen el de gestión de la misma, de control de lanzamiento, el de control de vuelo y el de aterrizaje y recuperación.

El equipo de gestión de la misión es el principal responsable de revisar el estado de la nave y las evaluaciones de riesgos para detectar problemas que surjan sobre la marcha y así poder tomar decisiones acertadas.

El equipo de gestión de la misión de Artemis I está dirigido por el director, Mike Sarafin, que posee más de 28 años de experiencia en vuelos espaciales tripulados, y comenzó su carrera como controlador de misiones de guía, navegación y control.

Sarafin trabajó en el transbordador espacial y se convirtió en director de vuelo de la NASA apoyando sus lanzamientos y la puesta en órbita de la Estación Espacial Internacional.

* En alianza con Forbes México