Coronavirus: Cómo explicarle a la niñez la pandemia

Mantener la calma, ser sincero y filtrar la información acerca del covid-19 para los niños ayudará a evitar el miedo y calmar su ansiedad. Además, es importante que conozcan los métodos de prevención, como no salir de casa y lavarse las manos con agua y jabón.

Mantener una comunicación constante con sus hijos le ayudará a saber cómo se sienten con la situación actual del coronavirus. (Foto Prensa Libre: Servicios).
Mantener una comunicación constante con sus hijos le ayudará a saber cómo se sienten con la situación actual del coronavirus. (Foto Prensa Libre: Servicios).

El que los centros educativos continúen cerrados y tengan que recibir clases en casa, que sus padres estén en el hogar todo el día, así como no poder salir causa incertidumbre en los niños, y es probable que tengan muchas dudas acerca de lo que pasa actualmente por el covid-19. Los profesionales en Psicología indican que puede ser un tema difícil de conversar cuando hasta los adultos tienen dudas al respecto. Sin embargo, la clave está en hablar con claridad y dar información certera.

De acuerdo con la psicóloga infantil Claudia Urízar, los adultos no deben evitar hablar acerca del tema porque es casi seguro que los niños ya han escuchado o leído acerca del coronavirus. “Si se oculta el tema puede causar más preocupación, porque lo considerarán algo muy grave, y por eso no se les quiere decir. Lo ideal es que usted se informe y filtre las noticias que le llegan a sus hijos”, dice.

El objetivo de que los padres de familia hablen respecto al tema es que los niños y niñas tengan datos certeros, los cuales serán más reconfortantes ante sus dudas acerca de esta enfermedad. A continuación se detallan algunos consejos para explicarle a sus hijos el tema del coronavirus.

Haga preguntas abiertas

Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) recomienda empezar por invitar a su hijo a hablar del tema. Averiguar cuánto sabe y qué dudas tiene, o qué le causa preocupación es importante para que se sienta seguro y que sus sentimientos importan. “Hay que demostrar que entiende sus sentimientos y transmitirle calma diciéndole que es normal asustarse por estas cosas desconocidas. Demuestre que lo escucha con atención y asegúrese de que puede hablar con usted cuando lo necesite”.

Sea honesto

Los niños tienen derecho a estar informados, pero los padres o encargados son quienes tienen la responsabilidad de protegerlos de las aflicciones, según Unicef. Busque un lenguaje adecuado a la edad del niño, observe cómo reacciona cuando habla y sea consiente de su nivel de ansiedad. Si considera que lo está preocupando más o no entiende busque diferentes métodos de comunicación, puede optar por cuentos, canciones o dibujos.

Si su hijo hace preguntas y usted no sabe la respuesta, no haga suposiciones. Pueden buscar la información juntos en sitios web confiables de organizaciones internacionales que brindan información certera como la Organización Mundial de la Salud (OMS). “Esta es una buena oportunidad para explicar que no todo lo que se lee en Internet es cierto, que se deben tener filtros de información. Si el niño es pequeño, lo ideal es que consulte a sus padres primero”, comenta Urízar.

La profesional también recomienda no hablar con los niños cuando se tiene ansiedad. Mejor tómese un tiempo para calmarse y luego tenga una conversación con su hijo o responda sus preguntas porque ellos pueden percibir lo que usted siente. Si muestra miedo, ansiedad o inseguridad, probablemente los pequeños también lo harán.

Evite la sobreinformación

Urízar señala que es mejor limitar la información a los niños y niñas. Evite exponerlos a las noticias de la televisión y de las redes sociales, sobre todo al número de contagiados en el país, ya que al notar que aumentan su imaginación se puede activar y pensar lo peor.

El Internet es una herramienta útil para la educación de los niños, pero debe ser utilizada de forma positiva para evitar riesgos. (Foto Prensa Libre: Servicios).

Herramientas para comunicarse

Para brindar información certera y fácil de comunicar, más de 50 organizaciones que trabajan en el sector humanitario, entre ellas la OMS, Unicef, la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja, Save the Children, entre otras, crearon un libro de cuentos para ayudar a los niños a comprender y aceptar el coronavirus.

Con la ayuda de una criatura de fantasía, Ario, “Mi héroe eres tú, ¡cómo pueden los niños luchar contra la COVID-19!” explica cómo los niños y niñas pueden protegerse a sí mismos, a sus familias y a sus amigos del coronavirus y cómo manejar las emociones difíciles cuando se enfrentan a una realidad nueva y rápidamente cambiante.

En Guatemala, las jóvenes Isabela Carranza y Alejandra Ávila, quienes trabajan en una agencia de publicidad, crearon el cuento El virus que vino a salvar a la humanidad. La historia toma lugar en el universo y parte de una conversación entre la Tierra, Mercurio Neptuno, Marte y Plutón, sobre el comportamiento de los seres humanos, llenos de ego y falta de empatía. Para salvar al planeta donde habita esta especie, los cuerpos celestes idean un plan.

“Este cuento nos recuerda que, aun estando en crisis, la ternura nunca debe faltar y es algo que se revela tanto en el texto como en las ilustraciones”, asegura Ávila. Si desea leerlo, puede solicitarlo a las autoras por medio de Instagram en las cuentas @carranzaisa y @mariaarriolagt.

 

Ver esta publicación en Instagram

 

Una publicación compartida de Isa Carranza (@carranzaisa) el

Ayude a lidiar su ansiedad

Al quedarse en casa y no tener contacto con sus amigos probablemente le cause ansiedad o estrés a los niños, por eso es vital que los adultos continúen con las rutinas normales. Por ejemplo, las tareas de la escuela por la mañana, tomar un receso, almorzar y jugar por la tarde. Tener horarios hará que los niños y niñas sientan que la situación es predecible.

“Un modo de afrontar el estrés es jugar con ellos y tranquilizarlos. Es importante mantener las mismas rutinas y horarios tanto como sea posible, especialmente antes de ir a dormir, o crear otras nuevas en un espacio diferente”, recomienda Unicef en su página web.

Enséñele a protegerse a sí mismo

Al dar información acerca del coronavirus es importante que también se hable acerca de los métodos de prevención que se deben practicar. Jamie Howard, psicólogo infantil del Child Mind Institute, comenta que los niños se sienten seguros cuando saben qué hacer para protegerse, así que enseñarle a lavarse de forma adecuada las manos con agua y jabón, así como a taparse la boca y manos al toser o estornudar será de mucha ayuda para calmar su ansiedad.

Urízar recomienda que se busquen métodos divertidos y creativos para que la información sea más fácil de comprender para los niños. Puede optar por bailes o canciones mientras se lavan las manos.

Continúe la comunicación

Indique a sus hijos que los mantendrá al tanto de la situación y que les brindará más información en cuanto se actualicen datos. “Hágales saber a los niños que la comunicación continúa abierta y que, aunque ahorita probablemente no todas las preguntas fueron resueltas, cuando tenga la información se las hará saber”, comenta Urízar.

0