¿Cuáles son los cuidados veterinarios básicos?

Por mucho que ame a su mascota y la alimente bien, es necesario que el veterinario esté al tanto de su bienestar.

 

Sus mascotas no necesitan solamente cariño. Para tener una larga vida de calidad, necesita que se preocupe también de sus cuidados básicos.

  • Alimento y agua frescos, diariamente
  • Ejercicio
  • Descanso en su lugar exclusivo

Entre sus necesidades básicas, está también la de tener salud. Y su principal proveedor de la misma, es el veterinario. Si aún no conoce a uno de confianza, tome en cuenta los siguientes consejos para saber cómo elegir al veterinario que velará por la salud de su querido animal.

  • El veterinario debe estar titulado: parece algo lógico pero si no le inspira confianza, podría ser porque no es un profesional. No tema preguntar por su título, que si lo tiene, seguro lo tendrá colgado en su clínica.
  • Dele importancia a la limpieza: no se quede donde observe suciedad o desorden exagerado, incluso en la ropa del veterinario. Fíjese bien que utilice jeringas desechables y desinfecte los utensilios que usará para tratar a su mascota.
  • Que esté listo para brindar una buena atención: ¿ha notado si el veterinario mezcla animales enfermos con animales sanos?, ¿se ha dado cuenta si tiene el equipo necesario para refrigerar vacunas y hacer exámenes más minuciosos?, ¿lo trata a usted y a su mascota con respeto y dignidad? Si alguna de estas falla e incluso le cobra precios muy elevados o sospechosamente baratos ¡huya de allí!

Desparasite a su mascota con frecuencia: algunos parásitos habitan en el intestino de las mascotas. Otras migran a órganos muy importantes como los pulmones o el corazón. Por eso es importante desparasitar a su mascota con frecuencia, aproximadamente cada tres meses. El veterinario le podrá ayudar dándole un programa de desparasitación continua para que no se le olvide.

Vacúnelo: si su mascota no está vacunada, no puede entrar en contacto con otros animales ni con el exterior durante los dos primeros meses de vida. El veterinario debe encargarse de darle un plan de vacunación según la raza, el estado inmunológico y el estilo de vida de su mascota.

Esterilización: su principal propósito es disminuir la cantidad de perros y gatos abandonados que después resultan ser callejeros. En los machos, disminuye las peleas con otros perros, las fugas de casa y tendencias como orinar para marcar territorio o montar hembras. En las hembras, elimina el celo, reduce la incidencia de tumores de mama, maullidos y demás conductas propias al celo.

Grooming: la frecuencia con la que bañe a su perro dependerá del largo de su pelo. Consulte con su veterinario sobre estas necesidades de su perro, según su raza.

0