Economía

Brecha alcanza un peso de 9% en recaudación

Los Q1 mil 899.4 millones que la Superintendencia de Administración Tributaria (SAT) no ha logrado captar representan el 9% de la recaudación acumulada de enero a mayo del 2015.

Por Urías Gamaroo

Archivado en:

IMPUESTOS Recaudación SAT
La falta de recursos impacta en el avance de proyectos de infraestructura. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL).
La falta de recursos impacta en el avance de proyectos de infraestructura. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL).

Mientras la presión de gasto del Gobierno va en aumento, el peso del dinero no cobrado empieza a hacer sentir su impacto en el fisco.

Incluso, las autoridades del Ministerio de Finanzas (Minfin) mantienen la idea de hacer una nueva solicitud de bonos del Tesoro para cubrir ese faltante, lo que se traduciría en elevar la deuda pública a corto plazo.

Ese monto faltante equivale al plan de gasto para este año de los ministerios de Agricultura (Q1 mil 414 millones) y Cultura y Deportes (Q423 millones).

Acelerado

Juan Carlos Paredes, consultor fiscal, indicó que de persistir la tendencia negativa y esta se conserva con esos números, el porcentaje de la brecha va ser un “tormento” al final del período, ya que será cubierto con más deuda.

Para Paredes, por el ritmo de la brecha respecto de las metas establecidas, este año la diferencia se acelerará en comparación con los últimos tres ejercicios fiscales.





Esto significa que en apenas cinco meses se ha cubierto el 75% de la brecha de los años 2013 y 2014, de Q2 mil 500 millones.

En este caso también se incluye la suspensión temporal, por la Corte de Constitucionalidad (CC), del impuesto a las telefonías celular y fija de Q5 por cada línea, que el Congreso aprobó el año pasado y que aportaría al fisco Q1 mil 344 millones.

A mayo último, la no vigencia de este tributo representó Q477 millones menos en ingresos.

ISR tiene más incidencia

  • Tributos
  • La captación del ISR es la que representa la mayor porción, con Q1 mil 44.1 millones, lo que representa el 55% de la brecha. Por este impuesto se han recaudado Q5 mil 998.2 millones, cuando la meta era de Q6 mil 276.5 millones.
  • En segundo lugar se encuentra el cobro a los impuestos al comercio exterior, con una fisura de Q67.8 millones.
  • El recaudo en los primeros cinco meses del año es de Q5 mil 512.8 millones, cuando la meta era de llegar a Q5 mil 580.6 millones.
  • En el caso del impuesto a la telefonía, que está suspendido de forma temporal, representa una participación del 25%, con Q477 millones.
  • De enero a mayo, las cifras detallan que se muestra un incremento de 2% respecto del mismo período del 2014.
  • Entonces, el recaudo fue de Q20 mil 559.8 millones y este año se han cobrado Q400 millones más, para alcanzar los Q20 mil 959.9 millones.

“Al final del ejercicio, la brecha podría estar en el rango de Q3 mil a Q4 mil millones, lo que significaría un peso importante en ingresos y gastos del Gobierno”, dijo Paredes.

Marcada tendencia

La SAT informó que la brecha se empezó a alejar por Q477 millones de las metas respecto de lo recaudado a partir de marzo último.

En abril, la diferencia fue de Q659 millones y en mayo, de Q651.7 millones.

Eso quiere decir que, en esos tres meses, lo no recaudado en relación con las metas llegó a Q1 mil 787.7 millones.

En el caso de la situación que se presentó en abril, se reportó la liquidación del impuesto sobre la renta (ISR) correspondiente al ejercicio 2014.

En enero, el faltante fue de Q15.3 millones y en febrero, de Q96.4 millones.

“La recaudación tributaria siempre muestra un ciclo y consideramos que se está presentando ese comportamiento”, declaró hace algunos días Saúl Figueroa, viceministro de Finanzas.

En esa ocasión, el funcionario aseguró que espera que se revierta la tendencia para los siguientes meses por las medidas que se están implementando.

Paredes es de la opinión que la SAT se enfrenta a un terreno difícil para el siguiente semestre, vinculado con temas como las elecciones generales, la inestabilidad y la crisis política en el Gobierno, por la demanda de renuncia del presidente Otto Pérez Molina.

También contribuyen el caso de la red paralela que operaba en la SAT y la baja moral tributaria de los contribuyentes, resultado de ese proceso.

Del 1 de enero al 31 de mayo la recaudación asciende a Q20 mil 959.9 millones, cuando la programación de ingresos era de Q22 mil 859.3 millones.

Este año, la meta de recaudación llega a Q54 mil 500 millones mientras que el plan de gastos es de Q70 mil 600 millones.