Retalhuleu

Hombres armados irrumpen en sede de Alcohólicos Anónimos y hieren a cuatro

Cuatro hombres resultaron heridos en un ataque armado perpetuado anoche dentro de la sede de Alcohólicos Anónimos en la zona 1 de Retalhuleu, informaron fuentes oficiales. 

Por Rolando Miranda

Archivado en:

Ciudades Retalhuleu Violencia
Peritos del MP recaban evidencias del ataque armado. (Foto Prensa Libre: Rolando Miranda)
Peritos del MP recaban evidencias del ataque armado. (Foto Prensa Libre: Rolando Miranda)

Los heridos fueron identificados como Jerson Chay Capnel de 34 años, Rigoberto Matul Gonzáles, 25, quienes según las autoridades eran perseguidos por otros hombres e intentaron refugiarse en la sede de Alcohólicos Anónimos pero fueron alcanzados y baleados, en el hecho resultaron heridos, Elmer De León Uz y Francisco Uz Chacaj, ambos de 48, que se encontraban dentro del inmueble.

Socorristas de Bomberos Voluntarios y de la Cruz Roja fueron alertados por vecinos que viven cerca del lugar, y trasladaron heridos a los cuatros hombres al Hospital Nacional de Retalhuleu.

Byron Revolorio, jefe de la comisaría 34 de la Policía Nacional Civil (PNC), indicó que el ataque fue directo en contra de Chay y Matul. Se presume que la causa pudo ser por rivalidad entre pandillas.

“Según la información preliminar los atacantes tenían aspecto de mareros que se desplazaban en una motocicleta tipo Pasola, y a los dos hombres que perseguían también, pero se harán las investigaciones correspondientes para dar con el paradero de los responsables”, indicó Revolorio.

El vecino Moisés Acabal manifestó que se escucharon varios balazos y después se oyeron los gritos de los hombres heridos, al salir de su vivienda vio a las victimas tiradas en el suelo.

“Desconozco porqué fue el ataque armado, pero de lo que si estoy seguro es que no contamos con la seguridad necesaria por parte de las autoridades en las calles de Retalhuleu, ya que los delincuentes aprovechan esa debilidad en el sistema de seguridad para hacer de sus fechorías”, añadió Acabal.

Pese a que el ataque se registró en la noche, una buena cantidad de curiosos llegó al lugar. (Foto Prensa Libre: Rolando Miranda)
Pese a que el ataque se registró en la noche, una buena cantidad de curiosos llegó al lugar. (Foto Prensa Libre: Rolando Miranda)