Economía

¿Por qué es importante contar con un año bisiesto?

Este será un año bisiesto, lo que quiere decir que el mes de febrero tendrá un día adicional.Este cambio de un segundo mes del año con 29 días, en vez de 28, sucede cada cuatro años debido a que el planeta Tierra demora 365,25 días en darle una vuelta al sol. Sin embargo, el año calendario cuenta con 365 días.

Por Natiana Gándara

El 2016 es año bisiesto, febrero tendrá 29 días.
El 2016 es año bisiesto, febrero tendrá 29 días.

Para compensar ese desfase entre el calendario y la rotación real de la Tierra, cada cuatro años se suma un día adicional, por lo que los años bisiestos tienen 366 días y esa jornada extra se le añade al mes más escaso en días, que es febrero.

El último año de este tipo que tuvimos fue el 2012 y el siguiente en serlo será el 2020.

El año bisiesto (cuando febrero tiene 29 días en vez de 28) viene a corregir el hecho de que cada año tiene 365 días y 4 horas, que no se contabilizan y que se suman cada cuatro años formando un nuevo día y por consiguiente un año de 366 días. 

Además, el hecho de que ese día de más se añada en febrero se debe a que el cómputo que se realiza depende del solsticio de invierno y de la distancia de la luna respecto a la Tierra. Científicos aseguran que el año bisiesto "arregló los desperfectos que había" y aún así quedan unas pequeñas diferencias que, en un año o lustro no se aprecian, pero que se notan a largo plazo.

Las "consecuencias más dramáticas" de no existir el año bisiesto, según expertos es que los seres humanos no podrían seguir el ciclo de la naturaleza, ya que, por ejemplo, la floración de las plantas reventaría en lo que conocemos como verano cronológico. "Si no añadimos a febrero no podríamos controlar ningún fenómeno a través del calendario". De hecho, los científicos corrigen y regulan estas décimas de segundo tanto en los relojes como en los calendarios.