Familias desalojadas recuperan sus tierras 

Después de cinco años de lucha, 81 familias mayas de la etnia q’eqchi’ del Valle del Polochic, recibieron sus tierras, de las que fueron desalojadas.

Por EFE / Panzós

Parte de los terrenos que recuperaron las familias en Panzós, Alta Verapaz. (Foto Prensa Libre: EFE).
Parte de los terrenos que recuperaron las familias en Panzós, Alta Verapaz. (Foto Prensa Libre: EFE).

La entrega se llevó a cabo el jueves último en la comunidad Aj Ralch’och Cotoxha II,  Panzós, Alta Verapaz, informó Oxfam, entidad que acompañó a los afectados en todo el proceso.

A la actividad se esperaba la presencia de varias autoridades; sin embargo, solo asistió el subgerente del Fondo de Tierras, César Martínez, quien mostró el compromiso de resolver la situación de las 548 familias que aún están pendientes de recibir sus tierras.

Más de 600 personas de la referida comunidad se dieron cita al simbólico evento, pues a pesar de la alegría derivada de lo logrado, aún esperan que los demás sean beneficiados. 

"Queremos aprovechar para solicitar al Gobierno que cumpla con las familias pendientes, para que sean felices como nosotras, para que todos realmente estemos contentos", manifestó la presidenta de la Junta directiva Aj Ralch’och Cotoxha II, Alicia Maribel Colocho.

Una de las beneficiadas, Matilde Cuc Caal Xo, junto a su familia recordó todo el sufrimiento y la lucha efectuada para lograr este momento de ser beneciados. 

"El sufrimiento va a empezar a curarse y van a comenzar a trabajar para ustedes y para sus familias", afirmó el dirigente del Comité de Unidad Campesina (CUC), Daniel Pascual. En el acto fueron entregadas las escrituras y los títulos de propiedad; además, de un cheque simbólico de Q3 millones que se desembolsarán a través de material agrícola.

Según Oxfam, un total de 221 familias disponen de tierra y 548 siguen en espera. Sin embargo, las condiciones de vida aún son difíciles, pues continúan sin acceso a servicios básicos salud, educación y alimentos, lo que ha acentuado la grave situación de inseguridad alimentaria.

Las familias del Valle del Polochic y el CUC efectuarán en los próximos meses el seguimiento al compromiso verbal que hizo el presidente de la República, Jimmy Morales, de garantizar tierras para las familias de las fincas Tinajas, Paraná y Miralvalle.

Mientras, organizaciones nacionales e internacionales, junto a Oxfam seguirán acompañando el proceso para que se cumplan las medidas cautelares emitidas por la Comisión Interamericana de Derechos Humanos y garantizar los derechos de las 769 familias.