Atleta lucha por su vida 

La vida de la familia Calán Raxajchí, de la cabecera de Chimaltenango, dio un giro inesperado el 9 de agosto último, cuando uno de sus hijos, Gerson René, de 15 años, sufrió un accidente durante una competencia de triatlón en el que resultó con un trauma de cráneo, que a la  fecha lo mantiene  en estado de coma.

Por José Rosales / Chimaltenango

Gerson René Calán Raxajchí, de 15 años, es considerado una promesa del triatlón guatemalteco. (Foto Prensa Libre: Cortesía)
Gerson René Calán Raxajchí, de 15 años, es considerado una promesa del triatlón guatemalteco. (Foto Prensa Libre: Cortesía)

Manuel López, presidente de la Asociación Departamental de Triatlón, expresó que Calán tiene tres años de practicar esa disciplina y que   ha ganado seis de ocho   competencias organizadas a escala  nacional, lo que lo hace  campeón de su categoría, por lo que espera que se recupere y que  continúen siendo una promesa del deporte chimalteco.

René Octavio Calán Zapeta, padre del atleta, cuenta que este participaba en la séptima clásica de ese deporte en la categoría de 14  y 15 años, en el campus central de la Universidad de San Carlos de Guatemala,   cuando ocurrió el accidente.

Agregó que su hijo salió de la piscina en cuarto lugar, tomó la bicicleta e inició su recorrido en busca de alcanzar a los deportistas que encabezaban la competencia, al culminar la primera vuelta, una triatleta que iba rezagada tomó por equivocación y falta de señalización la vía en sentido contrario y colisionó de frente con Calán.

El impacto causó que ambos  cayeran al asfalto, el casco de Gerson se destruyó porque iba  a  40 km por hora. El atleta se encuentra en un hospital privado de la capital en estado inconsciente, pues fue   necesario removerle  una parte del cráneo. Además, sufrió daños en   un  pulmón  y  en un ojo; sin embargo,   no se le puede examinar hasta que despierte.

Calán permaneció en el intensivo durante 32 días, pero  recientemente fue trasladado a un área de encamamiento en donde es asistido por  aparatos especiales  que  ayudan a oxigenarlo y alimentarlo.

Esperanzas

El padre del atleta  aseguró que el estado de su  hijo es alentador, pues ya registra  movimientos involuntarios, trata de abrir los ojos y respira por él mismo, aunque se le ayuda con  un ventilador, por lo que no pierde las esperanzas de verlo competir de nuevo.

Calán será dado de alta la semana próxima, pero hasta el momento su familia  debe Q535 mil en el centro asistencial, además, será necesario comprar algunos aparatos para continuar la recuperación en casa.

“La Federación Nacional de Triatlón se comprometió a apoyarnos con los gastos, pero  lamentablemente ya se van a cumplir dos meses —del accidente— y aun no han dado su aporte. Para cubrir el resto del dinero negociaremos con el hospital para cancelar por pocos. La Asociación Departamental nos ha dado su apoyo por medio de actividades para recaudar fondos”, comentó.

Aquellas personas que quieran apoyar al deportista lo pueden hacer  a través del teléfono 5400 1385 o bien a la cuenta de Banrural 3530030047,   a nombre de René Octavio Calán Zapeta.