Comunitario

Se inunda la emergencia del Hospital San Juan de Dios

Las instalaciones de la Unidad de Emergencias, del Hospital General San Juan de Dios, en la zona 1, se inundaron debido a  una avería en la red de tuberías de agua que abastece el nosocomio.

Por Edwin Pitán y Geldi Muñoz

Los pacientes recluidos en esa sala tuvieron que ser trasladados a pasillos y otras unidades por la fuga de agua en las tuberías rotas, que provocó la inundación de los ambientes.

El jefe de la Unidad de Emergencias del centro asistencial, Napoleón Méndez, confirmó que los pacientes tuvieron que ser evacuados de la sala mientras se organizaban las tareas de limpieza.

Según empelados del centro asistencial, la tubería se rompió a las 3 horas de la madrugada, y se logró secar el piso y habilitar las áreas seis horas después. 

Los trabajos de reparación comenzarona media mañana de este miércoles para cambiar la tubería dañada.



Empleado repara tubería rota en la sala de Emergencia del Hospital General San Juan de Dios. (Foto Prensa Libre: Cortesía)
Empleado repara tubería rota en la sala de Emergencia del Hospital General San Juan de Dios. (Foto Prensa Libre: Cortesía)


Se suma a crisis

El inconveniente de este miércoles se suma a la crisis de desabastecimiento de insumos en la red hospitalaria nacional.

El abastecimiento de medicamentos ha dividido al Ejecutivo y la PDH; mientras el primero asegura que se cuenta en promedio con un 75 por ciento de insumos, la PDH asegura que la crisis persiste y los hospitales carecen de medicamentos.

“Que la Procuraduría de los Derechos Humanos esté diciendo que sí o que no, no sé a qué se refiere”, dijo este lunes el gobernante, después de terminar la reunión del Gabinete General el pasado lunes.

Agregó que, en base a la información de la PDH más las constancias que el gobierno tiene, el promedio actual es de un 75 por ciento de abastecimiento y que, cuando asumieron el Ejecutivo, era menor al 40 por ciento.

La supervisora de Hospitales de la Procuraduría de los Derechos Humanos (PDH), Zulma Calderón, dijo que desde la Semana Santa se han reportado problemas en el abastecimiento del Hospital de Amatitlán, incluso se denunció el posible cierre de la unidad.

Calderón afirma que este hospital sigue dando servicio, pero con las mismas dificultades que el resto de centros nacionales; sin insumos y medicamentos y que los pacientes deben costear sus medicinas, sus exámenes de laboratorio y el equipo para cirugías.