Justicia

Reformas en justicia evidencian división

Con la ausencia de los magistrados de la CSJ, el jefe de la Cicig Iván Velásquez, presentó las propuestas de reforma a la Ley de la Carrera Judicial.

Por Henry Pocasangre

Cicig busca reformar la Ley de la Carrera Judicial. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Cicig busca reformar la Ley de la Carrera Judicial. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Las modificaciones fueron planteadas a los miembros de la mesa de reformas al sector justicia, integrada por representantes del Gobierno, la sociedad civil y el Congreso.

El miércoles de la semana pasada, los magistrados de la CSJ entregaron al presidente del Legislativo una lista de propuestas para reformar la ley que los rige.

Según Velásquez, no existe consenso con los magistrados. “Aunque las discusiones se realizaron en la misma instancia, hay 80 por ciento de acuerdos”, indicó.

El diputado Oliverio García Rodas, presidente de la mesa de reformas, dijo que es positivo que la CSJ recordara que tiene derecho de iniciativa y presentara sus propuestas. García Rodas expresó que es necesario que se hagan cambios sustanciales en el sistema para mejorar las gestiones judiciales.

Las propuestas

El jefe de la Cicig propone para el sistema de justicia que se dividan las funciones administrativas de las judiciales. “Que la Corte se dedique a lo que le corresponde”, afirmó.

Con los cambios, el Consejo de la Carrera Judicial asume con exclusividad todas las funciones relacionadas con la carrera judicial, por lo que debe consolidarse la separación de funciones administrativas de las jurisdiccionales de la CSJ y también de su presidencia.

Otro de los cambios incluye modificaciones a la integración del Consejo de la Carrera Judicial, donde se pretende incluir a un experto en políticas públicas, uno en recursos humanos y otro en andragogía.

Además, aumenta el período de funciones, para garantizar continuidad de las acciones.

Otros aspectos son el ingreso de los profesionales a la carrera y la estabilidad en el cargo, en la que buscan más precisión, claridad, y evaluaciones de pertinencia, cultura y lingüística.

El jefe de la Cicig también propone que se adicionen derechos y obligaciones a los jueces y magistrados, entre ellos medidas que garanticen independencia, protección, jubilación digna y que se promueva la especialidad y calificación profesional.

En las obligaciones está asegurar rendimiento, transparencia y denunciar cualquier hecho que implique amenaza a independencia.

Velásquez dijo que trabajan en una propuesta de cambios a la Constitución para que los magistrados de salas estén por más de cinco años y así exista continuidad.

En desacuerdo

El vicepresidente de la Asociación de Jueces y Magistrados, Mario Taracena, manifestó su descontento con las propuestas de la Cicig, ya que considera que se vulnera la independencia al permitir que “externos lleguen a la Corte”.

Taracena tampoco coincide con Velásquez sobre la separación de funciones.

“Que quede claro que no estamos cerrados, somos los primeros que debemos dar ejemplo de conducta y sometimiento a la Ley”, manifestó.

Por su parte, Oswaldo Samayoa, del Centro de Estudios de Guatemala, expuso que es importante eliminar las malas prácticas que se han dado en el sistema, que califica de fracasado.

“El poder absoluto está en manos de los jueces, se necesita una composición mixta para que haya equilibrio”, señaló Samayoa.

Transformar el MP

La fiscal general del Ministerio Público, Thelma Aldana, presentó los cambios que considera que es viable aplicar a la Ley Orgánica del Ministerio Público.

Destaca que la remoción del fiscal sea solo en caso de comisión de delito doloso durante el ejercicio de su función, por el cual se le haya condenado en juicio; la supresión del Consejo del MP, pues no es superior al fiscal, según sentencia de la Corte de Constitucionalidad, e integrar también requisitos para ser fiscal y agente, crear la carrera profesional e implementar faltas y sanciones.