Internacional

Policía francesa interroga al sospechoso de matanza del Museo Judío de Bruselas

El presunto autor de la matanza del Museo Judío de Bruselas Mehdi Nemmouche, un francés con perfil yihadista, seguía siendo interrogado este lunes por la policía, que quiere entender cómo escapó a los servicios de inteligencia que vigilan a los cientos de europeos que como él regresan de hacer la yihad en Siria.

Por AGENCIA AFP

Imagenes de video, Mehdi Nemmouche abrió fuego en el Museo Judío en Bruselas el 24 de mayo último. (Foto Prensa Libre/ AFP)
Imagenes de video, Mehdi Nemmouche abrió fuego en el Museo Judío en Bruselas el 24 de mayo último. (Foto Prensa Libre/ AFP)

PARÍS.- Mehdi Nemmouche, de 29 años de edad, detenido el viernes en Marsella (sur) , “era extremadamente peligroso” y “es posible que hubiera seguido actuando” , consideró el lunes el ministro francés del Interior, Bernard Cazeneuve.

El sospechoso tiene características de “lobo solitario” , pero “la investigación dirá si tuvo o no cómplices” , agregó Cazeneuve, que dio cuenta asimismo de la detención de cuatro personas vinculadas a redes yihadistas en París y en el sur de Francia.

El ministro no precisó si estas detenciones están relacionadas con Nemmouche.

Cazeneuve estimó que “sería lógico que fuera otorgada” la extradición de Nemmouche al terminar su detención preventiva, si Bélgica la pidiera.

El ataque contra el Museo Judío de Bruselas, perpetrado el 24 de mayo recién pasado, causó tres muertos, una pareja israelí y una mujer francesa que colaboraba con el establecimiento. Un empleado belga del museo, que resultó gravemente herido, sigue estando en peligro de muerte.

El presidente Francois Hollande señaló que Mehdi Nemmouche fue detenido “en cuanto puso el primer pie en Francia” a su regreso del extranjero, pero la matanza de Bruselas aparece como una falla de los servicios de inteligencia, que vigilan a cientos de europeos que fueron a Siria para participar en la guerra santa y luego regresaron.

“Éste es el ejemplo exacto de lo que se temía. Un hombre ligado a una de las dos principales organizaciones armadas que actúan en Siria, y que actúa solo o bien programado allí para organizar un atentado a su regreso” , declaró el lunes el coordinador de la política antiterrorista de la Unión Europea, Gilles de Kerchove.

El “yihadismo sirio se ha convertido en la principal preocupación de los servicios de inteligencia mundiales” , agregó en declaración al diario francés Le Monde.

- 30 policías para vigilar a una persona -

Muchos yihadistas son localizados cuando parten o vuelven de Siria y fichados por los servicios antiterroristas. Pero algunos pueden pasar desapercibidos viajando en automóvil hasta la frontera turco-siria y atravesando ésta discretamente.

Una vez en Siria, en las zonas fronterizas controladas por los rebeldes, los aprendices de yihadistas se unen en su mayoría a grupos radicales afiliados o inspirados de Al Qaida, en particular el Frente Al Nosra o el Estado Islámico en Irak y el Levante (EIIL) .

Mehdi Nemmouche, oriundo de Roubaix (norte de Francia) pasó a partir de fines del 2012 más de un año en Siria, donde “aparentemente se unió a las filas de los grupos combatientes” más violentos, como el EIIL, según indicó el domingo el fiscal de París, Franois Molins.

Una bandera con el nombre del EIIL fue encontrado en su equipaje tras ser detenido en la terminal de Marsella en un autobús procedente de Amsterdam vía Bruselas. Transportaba asimismo un revólver, un fusil de asalto (armas similares a las utilizadas en el ataque de Bruselas) y una cámara portátil.

Nemmouche estaba fichado por los servicios franceses. Pero éstos, enfrentados a un número creciente de personas potencialmente peligrosas, no tienen los medios de vigilarlas a todas, por lo que elaboran listas por orden menguante de presunta peligrosidad.

“La vigilancia durante las 24 horas del día de una sola persona, que utiliza a menudo tres o cuatro teléfonos, requiere 30 policías” , señaló una fuente policial, explicando la imposibilidad material de vigilar rigurosamente a todos y la necesidad de “listas de prioridades”