Internacional

El Consejo de Seguridad de la ONU respalda la hoja de ruta para la paz en Siria

El Consejo de Seguridad de la ONU respaldó hoy la hoja de ruta acordada por las potencias mundiales para poner fin a la guerra en Siria, con la aprobación de la primera resolución de este tipo desde que comenzó el conflicto.

Por Naciones Unidas/EFE y AP

El pleno del Consejo de Seguridad de la ONU, en el momento de aprobar la hoja de ruta para poner fin a la guerra en Siria. (Foto Prensa Libre: AFP).
El pleno del Consejo de Seguridad de la ONU, en el momento de aprobar la hoja de ruta para poner fin a la guerra en Siria. (Foto Prensa Libre: AFP).

El texto, adoptado por unanimidad, prevé la convocatoria "urgente" de negociaciones entre el Gobierno sirio y la oposición, a poder ser a "comienzos de enero", y establece un plazo de seis meses para que las dos partes establezcan un Ejecutivo de transición y de 18 meses para la celebración de elecciones.



Los ministros de relaciones exteriores discuten la situación de Siria en un hotel de Manhattan. (Foto Prensa Libre: AFP).
Los ministros de relaciones exteriores discuten la situación de Siria en un hotel de Manhattan. (Foto Prensa Libre: AFP).


Tan pronto como se "emprendan los primeros pasos hacia una transición política", debe entrar en vigor un alto el fuego en todo el país, bajo los auspicios de la ONU y del que quedarán excluidos los grupos terroristas, según la resolución 2254.

"La resolución que acabamos de aprobar es un hito", dijo el secretario de Estado de EE.UU., John Kerry, que presidió la reunión y que recordó que por primera vez tras cuatro años y medio de guerra la comunidad internacional "ha sido capaz de unirse sobre una salida" al conflicto.

Según Kerry, la aprobación del texto "envía un clara señal de que ha llegado el momento de parar la matanza en Siria y sentar las bases de un Gobierno que la población que ha sufrido durante tanto tiempo pueda apoyar".

Números

  • 5 años lleva el conflicto en Siria
  • 300 mil han muerto en la guerra

El otro gran artífice de la iniciativa, su homólogo ruso, Serguéi Lavrov, consideró que el acuerdo de hoy y los alcanzados previamente en Viena son "una plataforma única para resolver el derramamiento de sangre sirio".

A grandes rasgos, la resolución recoge los acuerdos ya cerrados en Viena el mes pasado, pero les da la legitimidad del Consejo de Seguridad y simboliza el creciente entendimiento de la comunidad internacional.

El texto, sin embargo, no menciona algunos de los puntos que siguen pendientes de resolverse, entre ellos qué grupos de la oposición participarán en las negociaciones y cuáles serán definidos como terroristas y quedarán excluidos.

Tampoco hace referencia al futuro del presidente sirio, Bachar al Asad, un asunto sobre el que sigue habiendo distintas posturas, según admitió Kerry.

Para EE.UU., Al Asad "ha perdido su credibilidad" y no tiene la capacidad de "unir al país", dijo Kerry, mientras que por ahora Rusia sigue defendiendo la posibilidad de que continúe en el poder.



Los bombardeos en Siria continúan, este viernes se produjo uno de las fuerzas rusas que causó al menos 17 muertos. (Foto Prensa Libre: AP).
Los bombardeos en Siria continúan, este viernes se produjo uno de las fuerzas rusas que causó al menos 17 muertos. (Foto Prensa Libre: AP).


Se ha dicho que la resolución refleja un gesto inusual de unidad en torno al proceso de paz sirio en un consejo que se ha mostrado dividido, mientras transcurre el quinto año de la guerra que ha causado mucho más de 300 mil muertos.

Los embajadores estadounidense y francés a la ONU se declararon optimistas antes de la reunión del Consejo de Seguridad prevista para las próximas horas.

Una veintena de cancilleres abordaban las diferencias más difíciles, que incluyen qué grupos sirios representarán a la oposición en las conversaciones de paz a realizarse en 2016.

Los diplomáticos siguen divididos en torno a una resolución que se esperaba fuese adoptada por el Consejo de Seguridad de la ONU después de las conversaciones de respaldo al proceso.

El principal grupo opositor sirio dijo que un plazo del 1 de enero para el inicio de negociaciones de paz es "demasiado ambicioso", mientras que la suerte del presidente sirio Bashar al Asad en una transición política sigue siendo el asunto más difícil de todos.

Obama se pronuncia

En tanto, el presidente estadounidense, Barack Obama, afirmó este viernes en la Casa Blanca que no será posible conseguir paz en Siria "sin un gobierno legítimo" y reforzó su convicción de que el mandatario Bachar al Asad debe dejar el poder.



El presidente Barack Obama reiteró de que Bashar al Asad debe abadonar el poder en Siria, durante una conferencia de prensa en Washington. (Foto Prensa Libre: AFP).
El presidente Barack Obama reiteró de que Bashar al Asad debe abadonar el poder en Siria, durante una conferencia de prensa en Washington. (Foto Prensa Libre: AFP).


"Pienso que al Asad tendrá que marcharse para que el país detenga el baño de sangre y todas las partes envueltas puedan avanzar en una forma que no sea sectaria. Él ha perdido legitimidad a los ojos de su país", afirmó Obama en una conferencia de prensa.

Obama añadió que mantenerlo en el poder convertiría a EE.UU. aún más en un objetivo del terrorismo yihadista.

"No decir nada ante un líder autoritario que mata a sus propios ciudadanos es contrario a los que somos y a nuestros intereses, en este punto. Eso nos haría más un objetivo", afirmó hoy Obama desde la Casa Blanca en una rueda de prensa de balance del año antes de iniciar sus vacaciones navideñas.

"Asad se va a tener que ir para que cese la sangría en el país y todas las partes continúen hacia adelante por un camino no sectario. Él perdió la legitimidad a los ojos de la mayoría del país", añadió el mandatario estadounidense.

Bashar al Asad hace inusual aparición

Mientras se discute el futuro de Siria, ataques aéreos en ese país supuestamente perpetrados por aviones de combate rusos mataron por lo menos a 14 personas el viernes, de acuerdo con activistas, mientras el presidente Basar Asad hizo una inusual aparición pública en la iglesia de la capital Damasco para asistir a los preparativos de la nochebuena, informó su oficina.



El presidente sirio, Bashar al Asad, se fotografía con simpatizantes en una iglesia de Damasco, a donde acudió para revisar los preparativos de Noche Buena. (Foto Prensa Libre: AFP).
El presidente sirio, Bashar al Asad, se fotografía con simpatizantes en una iglesia de Damasco, a donde acudió para revisar los preparativos de Noche Buena. (Foto Prensa Libre: AFP).


Los ataques se llevaron a cabo en el noroeste del pueblo tomado por los rebeldes, Yisr al-Shugur, y entre los fallecidos había mujeres y niños, dijeron dos organismos activistas.

Uno de los grupos, los Comités Locales de Coordinación, dijeron que los ataques aéreos fueron perpetrados por aviones de guerra rusos e impactaron edificios residenciales. El grupo indicó que 17 personas murieron.

Mientras tanto, una fotografía difundida por la oficina de Asad muestra al presidente y a su esposa, Asma, al interior de la iglesia Notre Dame de Damas en la capital. El presidente conversó con hombres y mujeres y los escuchó recitar poemas, informaron los medios en Damasco.