Internacional

Cadena de atentados provoca 35 muertos en noreste de Nigeria

Al menos 35 personas murieron en las últimas horas en la ciudad de Maiduguri, en el noreste de Nigeria, y en sus alrededores en una cadena de atentados perpetrada por supuestos terroristas de Boko Haram, informó este lunes el diario nigeriano Premium Times.

Por Johannesburgo/EFE

<span class="hps">Un soldado</span> <span class="hps">nigeriano</span><span>,</span> <span class="hps">a la izquierda,</span> está <span class="hps">en la escena de</span> <span class="hps">una explosión.</span>
Un soldado nigeriano, a la izquierda, está en la escena de una explosión.

En el más sangriento de los ataques, una bomba adosada a un vehículo ha estallado en las inmediaciones de una mezquita causando la muerte de al menos 20 personas.

El ataque podría no haber sido contra la mezquita, sino contra la gente que normalmente se congrega para sentarse y charlar en los alrededores, según la prensa local.

La ofensiva de Boko Haram contra Maiduguri comenzó el domingo por la tarde, cuando pistoleros del grupo islamista que avanzaban hacia la ciudad fueron repelidos a tiros por el ejército.

En un incidente separado, un terrorista suicida mató a 15 personas de una misma familia al inmolarse en un pueblo situado cerca de Maiduguri, que es capital del estado de Borno, uno de los epicentros de la actividad de Boko Haram.

Además, dos chicas adolescentes hicieron estallar hoy en las calles de Maiduguri la carga explosiva que llevaban encima, en otro atentado que puede haber causado varias muertes.

“Desde la pasada noche los vecinos hemos encontrado varias bombas sin detonar (en Maiduguri), que creemos que han sido colocadas por militantes de Boko Haram” , dijo al Premium Times un residente de la capital del estado de Borno.

“Estamos en una situación de asedio y no sabemos cuántas de esas bombas han sido colocadas o mujeres suicidas pueden atentar” , agregó el vecino de Maiduguri.

Expulsado por el Ejército nigeriano de algunos de los territorios que tenía tomados, Boko Haram ha atentado recientemente contra objetivos considerados fáciles, poco protegidos y en los que es fácil causar muchas víctimas, como estaciones de autobuses, hoteles y centros de ocio.

El ataque se produjo pocos días antes del 31 de diciembre, la fecha límite autoimpuesta por el presidente nigeriano Muhammadu Buhari para erradicar a los yihadistas y después de que en Navidad el grupo quemara una aldea, también en el estado Borno, una operación en la cual murieron 14 personas.

Buhari llegó a la presidencia en mayo con la promesa de acabar con seis años de insurgencia, que han dejado más de 17 mil muertos y espantado a los inversores de la principal economía de frica.

El grupo integristas han asesinado a al menos 12 mil personas en los últimos cinco años, tres mil de ellas solo en el 2014, según las autoridades nigerianas.