Internacional

Sube a 36 el número de muertos en incendio en Oakland

La búsqueda de restos humanos en un depósito incendiado en Oakland, California, que dejó al menos 36 muertos, ingresaba este lunes en su tercer día mientras los familiares de los desaparecidos llevaban muestras para las pruebas de ADN.

Por Oakland/AFP

Una mujer, cuyos familiares aún están desaparecidos, llora en una iglesia en Oakland. (Foto Prensa Libre: EFE).
Una mujer, cuyos familiares aún están desaparecidos, llora en una iglesia en Oakland. (Foto Prensa Libre: EFE).

Solo la mitad del malogrado edificio, donde tenía lugar una fiesta de música electrónica al momento del siniestro en la noche del viernes en esta ciudad de la costa oeste de Estados Unidos, ha sido examinado hasta el momento, y las autoridades admiten no saber cuántos cuerpos más van a encontrar.

“Esperamos lo peor” , dijo el sargento Ray Kelly, del departamento del sheriff del condado de Alameda. “La cifra va a aumentar” , agregó Kelly en alusión al número de víctimas.

“Los bomberos están cansados, exhaustos” , indicó Kelly, quien dijo que se espera que las tareas de búsqueda duren varios días.

Aún se desconocen las causas del incendio en el depósito donde tenía lugar una rave, una fiesta de música electrónica en la que participaba el músico Golden Donna, alias Joel Shanahan, y a la que se estima acudieron entre 50 y cien personas.

Las autoridades dijeron que el edificio, donde trabajaba y vivía un grupo de artistas, no tenía permiso para ser habitado ni ser usado como lugar de trabajo, o para realizar fiestas, en tanto carecía de detectores de humo y extinguidores.

La búsqueda de cuerpos va a demorar varios días, y las autoridades pidieron a los familiares que preserven cepillos de pelo o de dientes para realizar muestras de ADN y compararlas con los restos hallados.



Equipos de emergencia trabajan en retirar los escombros del lugar para identificar a más víctimas. (Foto Prensa Libre: AP).
Equipos de emergencia trabajan en retirar los escombros del lugar para identificar a más víctimas. (Foto Prensa Libre: AP).


“Se los iremos pidiendo a medida que los necesitemos” , dijo la capitán Melanie Ditzenberger, de la oficina forense.

Se estableció un centro de atención a familiares de las víctimas y para recolectar información sobre los desaparecidos.

“Todo ocurrió en segundos”

Los sobrevivientes dieron cuenta el domingo de la velocidad con que se propagó el fuego.

El fotógrafo Chris Nechodom, quien se encontraba en la fiesta, dijo que al principio pensó que el humo provenía de una máquina de humo.



Vista del inmueble donde ocurrió la tragedia entre la noche del viernes y la madrugada del sábado. (Foto Prensa Libre: AFP).
Vista del inmueble donde ocurrió la tragedia entre la noche del viernes y la madrugada del sábado. (Foto Prensa Libre: AFP).


“Y luego se volvió más denso” , señaló. “Todo ocurrió en segundos. Empezamos a ver a la gente correr gritando desesperadamente fuego” , relató.

Pese a que aún se desconocen las causas, la alcaldesa de Oakland, Libby Schaaf, dijo que el fiscal de distrito había abierto una investigación penal en forma precautoria para tener opciones a medida que se desarrolla la investigación.

“Hay que entender que la amplitud de esta tragedia es tremenda”, dijo. “Tenemos muchos, muchos testigos que interrogar, y estamos en proceso de hacerlo” .

Ocho víctimas han sido identificadas hasta el momento por sus huellas digitales, con edades que van entre 17 y 35 años.

Algunos eran ciudadanos de Europa o Asia, y las autoridades de Oakland trabajan con el Departamento de Estado para contactar a los gobiernos extranjeros, dijo Kelly, quien declinó señalar de qué países se trata.

La jefa del departamento de bomberos de Oakland, Teresa Deloach Reed, dijo que el depósito tenía varias mamparas y una escalera provisoria, cambios a la estructura que hicieron extremadamente difícil que la gente pudiera escapar del fuego.

“No había una entrada determinada o una vía de salida” , agregó.

Imágenes colgadas en la web muestra pianos, cuadros y objetos de madera en el edificio, lo que ayuda a explicar porqué las llamas llegaron rápidamente a la estructura pese a que los bomberos llegaron en apenas tres minutos.

“Estamos encontrando cuerpos en toda la estructura. Es muy aleatorio, porque estamos encontrando víctimas en los lugares que menos esperados” , dijo Kelly.

Tragedias anteriores

El 20 de febrero del 2003, un incendio desatado por fuegos artificiales en una discoteca de West Warwick, noreste de Estados Unidos, costó la vida cien personas.

El incendio más mortífero a nivel nacional se remonta a 1903, cuando 602 personas perecieron en el Iroquois Theater de Chicago.