Internacional

Los niños en Mosul comienzan a morirse de hambre

Al menos tres niños murieron el lunes por la falta de alimentos después de llevar varios días aislados junto a sus familias en una zona al norte de la ciudad de Mosul, Irak.

Por Irak/EFE

Archivado en:

Irak Mosul
Un padre camina al sur de Mosul junto a sus hijos luego de ser desplazados por la operación en curso por las fuerzas iraquíes contra los yihadistas del Estado Islámico. (Foto Prensa Libre: AFP).
Un padre camina al sur de Mosul junto a sus hijos luego de ser desplazados por la operación en curso por las fuerzas iraquíes contra los yihadistas del Estado Islámico. (Foto Prensa Libre: AFP).

Llegaron ahí luego de huir de los combates entre las tropas iraquíes y los yihadistas del grupo Estado Islámico (EI).

El Gobernador de Talkif, Basem Yaqub Belu, informó de que el fallecimiento de los tres menores se produjo en el valle Al Ahmar, ubicado entre la comarca de Talkif y la zona de Batnaya, al norte de la capital provincial de Nínive.

Belu precisó que los niños pertenecen a las familias que huyeron en los pasados días de Talkif, que son más de mil 350 civiles y que se encuentran aislados y a la intemperie en ese valle.

El dirigente local dijo que su situación empeora día a día, después de una semana bloqueados en ese paraje y añadió que incluso algunas mujeres han dado a luz en esas precarias circunstancias.

Al mismo tiempo, destacó que algunas organizaciones humanitarias lograron hacer llegar el lunes alimentos básicos y medicamentos a esos desplazados.

Víctimas inocentes

  • Al menos tres niños han muerto por la falta de alimentos después de llevar varios días aislados junto a sus familias en una zona al norte de la ciudad de Mosul.

Actualmente, las fuerzas iraquíes luchan contra el EI para expulsar a la organización radical de la comarca de Talkif.

Por otra parte, un alto mando del ejército kurdo “peshmerga”, Gayaz al Suryi, dijo que al menos 16 integrantes del EI, entre ellos seis terroristas suicidas, murieron el lunes en enfrentamientos con las tropas kurdas en la ciudad de Bashiqa, al noreste de Mosul.

Los choques estallaron cuando los yihadistas atacaron a los “peshmergas” en el sector este de la localidad con suicidas y carros bomba, en un intento de romper el cerco que los soldados kurdos imponen sobre Bashiqa desde hace días.

Las fuerzas kurdas hicieron estallar de forma controlada cuatro carros bomba conducidos por suicidas, mientras que otros dos que portaban cinturones explosivos fueron abatidos antes de alcanzar sus objetivos.

Al Suryi explicó que el asedio contra la ciudad tiene el objetivo de desgastar a los yihadistas.

Las fuerzas gubernamentales lanzaron el pasado día 17 una amplia ofensiva para recuperar el control de Mosul, principal bastión del EI en Irak.