Internacional

Pequeño asteroide pasa cerca de la Tierra

Un asteroide de entre 7 y 16 metros de diámetro pasó muy cerca de la Tierra el miércoles a las 11 horas (de Guatemala), informó la Nasa.

Por Redacción

Archivado en:

Asteroides Astronomía Nasa
Así se vio el asteroide RB1 (circulado de rojo), en un telescopio virtual ubicado en Cerccano, Italia. (Foto: Nasa).
Así se vio el asteroide RB1 (circulado de rojo), en un telescopio virtual ubicado en Cerccano, Italia. (Foto: Nasa).

Aunque el cuerpo celeste pasó a 40 mil kilómetros de la Tierra, se considera esa distancia como muy cercana ya que se trata de la décima parte del trayecto que separa a nuestro planeta de la Luna.

El asteroide bautizado como 2016 RB1 pasó, según la Nasa, por debajo (o por encima) del polo sur de la Tierra, por lo cual no pasó dentro de las órbitas en donde se ubican los satélites de comunicación o del tiempo.

El 2016 RB1 es el asteroide más que se acercará a la Tierra por lo menos durante el próximo medio siglo, según el ente científico.

Fue descubierto apenas dos días antes de que pasara cerca de la Tierra , el 5 de septiembre de 2016, y los astrónomos lo visualizaron gracias al telescopio Cassegrain de 60 pulgadas, situado en la cima del Monte Lemmon en las montañas de Tucson, Arizona, del Programa de Observaciones que lleva a cabo la Nasa en colaboración con la Universidad de Arizona.

El programa tienen una lista completa de los acercamientos recientes y los que ocurrirán en el futuro, así como más datos de los objetos que pasarán cercanos a la Tierra.

El temible Bannu

En días recientes se cobró auge la noticia del asteroide Bennu, que con un tamaño 500 metros de ancho y que viaja a unos 100 mil kilómetros por hora, algún día podría acercarse peligrosamente a la Tierra.

La Nasa envió este jueves a la nave Osiris-Rex hacia el asteroide para entrar en órbita alrededor de la gran roca negra, y así recoger cascajo mediante un sistema de aspiración y regresará a Tierra con la muestra.

La misión tomará siete años y ha sido elegido por la Nasa como el objeto de esta misión por tratarse de un asteroide primitivo cuya superficie está cubierta con materiales similares a los que predominaban al inicio de la formación del Sistema Solar.

La sonda Osiris-REx se espera que llegue al asteroide en 2018, para cartografiar en detalle el asteroide, calcular su composición y medir su movimiento, entre otras cosas, antes de recoger las muestras (al menos 60 gramos de material) y regresar a la Tierra, algo que se espera tenga lugar en septiembre de 2023.

Situado a una órbita a unos 480 mil kilómetros de la Tierra, Bennu es de los asteroides considerados cercanos a nuestro planeta, ya que la gran mayoría están en el denominado cinturón principal, una especie de anillo entre Marte y Júpiter en el que se encuentran confinados.