Internacional

Trump y Rubio piden muro en la frontera y Bush eliminar “ciudades santuario”

Los candidatos Donald Trump y Marco Rubio insistieron hoy en la necesidad de construir un muro en la frontera de EE.UU. con México, mientras que Jeb Bush abogó por eliminar las “ciudades santuario”, durante el primer debate televisado entre los aspirantes republicanos a la Casa Blanca.

Por Washington/EFE

Donald Trump, izquierda, habla con Jeb Bush como escucha. (Foto Prensa Libre: AP)
Donald Trump, izquierda, habla con Jeb Bush como escucha. (Foto Prensa Libre: AP)

“Si no fuera por mí, no estaríamos ni siquiera hablando de inmigración ilegal", respondió el magnate Trump al ser preguntado por uno de los moderadores del debate, organizado por la cadena Fox, sobre los polémicos comentarios en los que calificó de “violadores”  y “criminales”  a los inmigrantes mexicanos.

“Tenemos que construir un muro y tiene que ser rápidamente”, enfatizó Trump, quien volvió a culpar a la prensa de haber distorsionado sus declaraciones sobre los mexicanos.

La “mayoría”  de los inmigrantes que llegan ilegalmente a EE. UU. “no vienen de México”, sino de países centroamericanos como Guatemala y Honduras

  • Marco Rubio
El senador Rubio coincidió con Trump en que hay que construir un muro en la frontera y dijo que entiende la “frustración”  de muchos estadounidenses ante la inmigración ilegal.

Según Rubio, de origen cubano, la “mayoría”  de los inmigrantes que llegan ilegalmente a EE. UU. “no vienen de México”, sino de países centroamericanos como Guatemala y Honduras.

Por su parte, Bush, exgobernador de Florida, comentó que “hay que controlar la frontera”  y abogó por eliminar las llamadas “ciudades santuario”, en las que las autoridades locales protegen de la deportación a inmigrantes indocumentados y donde, según dijo, “la gente está muriendo”.

Bush también se mostró contrario a una “amnistía”  para los inmigrantes indocumentados, al igual que el senador Ted Cruz.



El Quicken Loans Arena lleno escucha a los candidatos republicanos. (Foto Prensa Libre: AP)
El Quicken Loans Arena lleno escucha a los candidatos republicanos. (Foto Prensa Libre: AP)


El primer debate entre los diez aspirantes republicanos mejor situados en las encuestas se celebra en Cleveland  (Ohio) en medio de una gran expectación mediática.

El debate arrancó a las 21.00 horas de la costa este de EE. UU.  (19 horas de Guatemala) en el pabellón Quicken Loans Arena, donde los diez aspirantes se situaron ante un atril de acuerdo con el orden en el que aparecen en las encuestas, con Trump, que lidera todos los sondeos, en el centro.





Acontecimientos importantes del debate

  • 21.40 Jeb Bush, exgobernador de Florida, defendió la declaración que hizo el año pasado de que quienes entraron sin autorización a Estados Unidos lo hicieron como “un acto de amor”. Durante el debate entre precandidatos republicanos dijo que la mayoría de quienes residen sin autorización en el país trataban de buscar el sustento para sus familias, posición que provocó sonidos de desaprobación entre el auditorio. Pero aseguró que la renovación del sistema migratorio es más importante que discutir que discutir cómo llegaron esas personas. Bush pidió limitar la inmigración legal basada en vínculos familiares y aumentarla por razones económicas.  
  • 21.35 El senador por Florida Marco Rubio dijo que muchos estadounidenses creen que en el tema de inmigración se ha tomado ventaja de ellos. “Cuando se habla de inmigración este es el país más peligroso del mundo”, dijo en el debate. Se refirió a la afirmación de Donald Trump de que debe culparse a México del problema de la inmigración sin autorización. La mayoría de quienes ingresan sin permiso, dijo Rubio, proceden de países como Guatemala y El Salvador y se quedan más tiempo del debido.
  • 21.30 El empresario Donald Trump no se retractó de las acusaciones de que México envía a criminales a Estados Unidos. El anfitrión del debate transmitido por la cadena Fox Chris Wallace retó a Trump a presentar pruebas de su acusación durante el debate republicano. Pero el magnate replicó que si no fuera por él nadie hablaría de la inmigración no autorizada. Contó que agentes de la Patrulla Fronteriza le dijeron que el gobierno mexicano envía criminales a la frontera porque saben que el gobierno de Estados Unidos “es estúpido”.
  • 21.20 p.m. El ex gobernador de Arkansas Mike Huckabee dice que retirar los fondos federales a Planned Parenthood es apenas una estrategia para lidiar con recientes controversiales videos relacionados con la organización. Huckabee dijo en el debate del jueves que le gustaría ver ajustes a la Constitución para proteger los derechos de los fetos. “Es hora de admitir que la Corte Suprema no es el Ser Supremo”, dijo. Un grupo anti abortos dio a conocer varios videos grabados secretamente en los que se ve a ejecutivos de Planned Parenthood describiendo cómo la organización provee tejido fetal a instituciones de investigaciones médicas y discutiendo diferentes precios y precios. Ejecutivos de Planned Parenthood han negado acusaciones de que las transacciones fueron ventas y dijeron que cualquier donación fue legal y ética. Las leyes permiten a los proveedores de abortos recibir pagos por procesamiento, pero no beneficiarse por el suministro de tejido fetal.
  • 21.15 p.m. El multimillonario Donald Trump no se va a disculpar por sus comentarios crudos sobre mujeres. La presentadora de Fox News Megyn Kelly cuestionó agudamente cómo Trump ha hablado de mujeres en el pasado, con críticas a sus cuerpos y comentarios indecentes en su programa televisivo. Trump trató de bromear inicialmente, diciendo que sus comentarios se refirieron solamente a la actriz liberal Rosie O’Donnell. Pero dijo con tono irritado que no tenía tiempo para ser “políticamente correcto”. Sin suavizar el tono, dijo que si a Kelly no le gustaba eso, “lo siento”. Añadió que él siempre había dicho cosas buenas sobre ella, pero amenazó con ser menos agradable en el futuro en represalia. “He sido retado por tanta gente que no tengo tiempo para ser políticamente correcto”, dijo. “Este país esté en serios problemas. No ganamos más”. 
  • 21.05 p.m. Los momentos iniciales del primer debate de la campaña presidencial del 2016 se centran en Donald Trump, que se ha negado a descartar presentarse a las elecciones como independiente. En el centro del escenario, el favorito en las encuestas republicanas fue el único de los 10 aspirantes presidenciales en alzar la mano cuando la anfitriona de Fox News preguntó si alguno de ellos no prometía respaldar al eventual nominado del partido. “No voy a prometer nada en este momento”, dijo Trump. Eso enfureció al senador Rand Paul, quien dijo que Trump estaba “cubriendo sus apuestas porque está acostumbrado a comprar políticos”. Trump ya había sido criticado durante un evento previo al debate, por sus posiciones pasadas en favor de atención médica universal y derechos al aborto.
  • 8:25 p.m. Hillary Rodham Clinton no estará en el escenario del debate republicano, pero casi seguramente será parte de la conversación. La campaña de Clinton difundió un video horas antes en el que la aspirante presidencial demócrata criticó a los republicanos por sus posturas “anticuadas” sobre el matrimonio gay, los derechos de las mujeres e inmigración. Su campaña invitó a reporteros a sus oficinas centrales en Brooklyn para ver el debate televisado entre los 10 aspirantes demócratas con mayor respaldo en sondeos recientes. En las paredes de la sala de conferencia de las oficinas están carteles con grandes fotos de los aspirantes republicanos y citas de ellos ... elogiando a Clinton. “Las mujeres de todo el espectro político tienen una deuda de gratitud con Hillary Clinton”, dice una cita de Carly Fiorina. La ex ejecutiva de HP se pasó gran parte de su tiempo en el debate critcando a Clinton.