Escenario

En honor al Milagroso Señor de Esquipulas 

La canción compuesta por el guatemalteco José Ernesto Monzón refleja el fervor del pueblo católico al Cristo Negro de Esquipulas.  

Por Redacción Espectáculos

El Cristo Negro de Esquipulas lo venera el pueblo católico cada 15 de enero. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
El Cristo Negro de Esquipulas lo venera el pueblo católico cada 15 de enero. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

"He venido de tierras lejanas a adorar al señor de Esquipulas". Así comienza la canción que el maestro José Ernesto Monzón escribió en 1948 a la venerada imagen tallada por el escultor Quirio Cataño.

Las teclas de la marimba han dado vida a cada frase que escribió Monzón y varias son las voces guatemaltecas que las han interpretado, pero la más recordada es Alicia Azurdia, que fue conocida como la Alondra de América. 

De acuerdo con Brenda Monzón, hija del compositor guatemalteco, en 1958 Milagroso Señor de Esquipulas llegó a figurar entre las canciones latinoamericanas más escuchadas en la radio WRUL de Nueva York, junto a los temas Dios no lo quiera, cantada por Lucho Gatica,  y Que seas feliz, por Libertad Lamarque.

En cada frase la canción refleja el fervor del pueblo católico que cada 15 de enero se da cita en al Basílica de Esquipulas, en Chiquimula, para venerar al Cristo Negro. A esa peregrinación acuden devotos de distintos países de la región. 



Cada año la imagen es visitada por miles de peregrinos en la Basílica de Esquipulas. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Cada año la imagen es visitada por miles de peregrinos en la Basílica de Esquipulas. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)


En 1958, la canción fue la ganadora del III Festival folclórico del café, en Colombia. Rodolfo Augusto Tejeda fue el encargado de intepretar el tema junto a la marimba Maderas de mi tierra.

Milagroso Señor de Esquipulas  se convirtió en tema de la película El Cristo de los milagros