Particularmente vulnerables al cambio climático y víctimas de una masiva deforestación, los bosques tropicales dan señales de dificultades para respirar, lo que hace temer que ya no puedan desempeñar su papel de sumideros de carbono, vital para frenar el calentamiento global.

Más Videos

Páginas