Pacientes con VIH están sin atención

Mientras la morbilidad por VIH-sida en los últimos seis años supera los tres mil 13 personas, con mayor índice en Petén, Quetzaltenango y Escuintla, la crisis hospitalaria la discriminación y desinformación hacen que la enfermedad siga cobrando víctimas.

En Huehuetenango varias entidades imparten talleres de prevención a pobladores. (Foto Prensa Libre: Mike Castillo)
En Huehuetenango varias entidades imparten talleres de prevención a pobladores. (Foto Prensa Libre: Mike Castillo)

De 1983 —cuando se registraron los dos primeros casos— a la fecha, se han registrado al menos 34 mil 810 portadores del virus, pero por el subregistro la cifra podría superar los 72 mil 400, según el Ministerio de Salud.

Lidia Sac, coordinadora del Proyecto en Prevención de VIH de la Asociación de Investigación, Desarrollo y Educación Integral de Quetzaltenango, lamentó que debido a la crisis en el sistema de salud las pruebas solo están disponibles para mujeres, lo que afecta en la prevención.

“El país no está preparado para enfrentar con responsabilidad la atención a pacientes con VIH. El desabastecimiento de retrovirales es crítico y lo que hay proviene de donaciones”, agregó Sac.

Resaltó que en Quetzaltenango, solo este año se han identificado 68 nuevos pacientes con VIH, la mayoría hombres, quienes sufren de discriminación y estigmatización; incluso les niegan el derecho al trabajo”.

Lesly López, encargada de la Unidad de Psicología del Hospital Regional de Huehuetenango, señaló que no atienden a portadores del VIH porque no tienen insumos.

“Desde enero no hay medicinas como fluconazol, trimetoprim y azitromicina, que ayudan a prevenir infecciones a portadores del VIH”, agregó.

Zulma Calderón, de la defensoría de Salud de la Procuraduría de los Derechos Humanos, enfatizó que debido a la crisis en Salud, desde hace un año los hospitales no cuentan con anfotericina B, indispensable para personas con VIH.

Poco control

La Fundación Fernando Iturbide y la Red Legal, entidades que trabajan en prevención, reportan que hay un incremento en seis departamentos, principalmente en Escuintla, San Marcos, Retalhuleu y Quetzaltenango, con mayor número de mujeres.

Jenniffer Kerns, coordinadora de la Asociación Salud Integral, entidad que se enfoca en investigación, prevención y cuidado a portadores del VIH, dijo que los índices son alarmantes.

“Por el trabajo que se hace ha bajado de seis a tres casos por día; sin embargo, el subregistro es alarmante y no se puede determinar”, agregó Kerns.

Aura Méndez, coordinadora de la Unidad de Atención Integral del Hospital Regional de Escuintla, señaló que desde el 2009 se han diagnosticados mil 400 casos positivos, de los cuales solo 647 reciben atención médica.

El Plan Operativo Anual del Hospital Regional de Huehuetenango registra que en ese departamento hay 150 pacientes en tratamiento, pero existe una cantidad considerable de subregistro.

Según el Minisiterio de Salud, se cuenta con 16 unidades de atención integral, que atienden a 20 mil 964 portadores del virus.

Un boletín difundido por esa cartera destaca que a nueve mil 735 personas se les entregan paquetes básicos de prevención —condones, lubricantes— así como charlas, principalmente a trabajadoras del sexo.

La entidad destaca que el costo del tratamiento de una persona con VIH oscila entre Q1 mil 315 y Q7 mil 918 anuales.

Esa cartera, mediante el Sistema de Información Gerencial en Salud, informó que del 2011 al 2015 se han registrado tres mil 13 defunciones por el VIH-sida, y solo en este año ya suman 128, de los cuales 53 corresponde a mujeres.

Solo para víctimas de abuso

El Hospital Nacional de Suchitepéquez cuenta con retrovirales, pero son exclusivamente para personas víctimas de violencia sexual, informó Roxana Barrera, coordinadora de la clínica de VIH-sida, en ese nosocomio.

Barrera añadió que solo este año se han  registrado 30 casos positivos de VIH, de  los cuales ocho son   madres embarazadas.

Con información de: Mike Castillo, María José Longo, Carlos Paredes y Melvin Popá