Chiquimula: hombre mata a su esposa el mismo día que habría partido hacia EE. UU. 

Autoridades encontraron ayer el cadáver de una mujer de 30 años, en el interior de una pensión del barrio “San Joaquín” en Esquipulas, Chiquimula. Tenía una herida mortal producida con arma blanca, el sospechoso: su esposo.

Fiscales del MP vigilan el área donde se ubica la pensión en la 7a calle entre 6a. y 7a. avenida zona 1 de Esquipulas. (Foto Prensa Libre: Mario Morales)
Fiscales del MP vigilan el área donde se ubica la pensión en la 7a calle entre 6a. y 7a. avenida zona 1 de Esquipulas. (Foto Prensa Libre: Mario Morales)

La mujer fue identificada como Evangelina Martínez Cabrera, originaria de la aldea La Libertad, Camotán, no obstante residía desde hacía 10 años en Esquipulas, informó Santos Cabrera Martínez una de sus hermanas.

“Qué pesadilla para mis sobrinas observar que su mamá está muerta y que fue asesinada en manos de su propio padre”, manifestó Cabrera en medio de lágrimas.

Según una fuente de la Policía Nacional Civil (PNC) que prefirió no identificarse, la víctima tenía una herida en el cuello causada con un arma blanca, posiblemente un cuchillo.


Un vecino, quien también prefirió el anonimato, informó que minutos antes de que la Policía encontrara el cuerpo sin vida de la mujer, escuchó una fuerte discusión en el inmueble y luego vio huir nervioso al esposo de la víctima, identificado solo como Wilfredo.

“Auxilio, auxilio” y “Auxilio, me está matando”, fueron los gritos de la mujer que otros vecinos, aseguran, escucharon. Minutos después fuera del inmueble fue encontrada  entre lágrimas y gritos la pequeña hija de la pareja.

Los vecinos indicaron que siempre escuchaban gritos en el la pensión donde residían y que frecuentemente se producían peleas entre la pareja de esposos, y que la posible causa del hecho pudo ser un ataque de celos.

Evangelina Martínez Cabrera, la víctima que murió, supuestamente, a manos de su esposo. (Foto Prensa Libre: Mario Morales)

Santos manifestó que Wilfredo le había indicado días atrás que tenía planeado viajar de forma ilegal a Estados Unidos y que partiría precisamente ayer (lunes 3 de Abril) hacia aquel país.

La fallecida dejó en orfandad a tres niñas, 2, 8 y 10 años.

Familiares exigen a las autoridades la detención del esposo ya que asegura es el principal sospechoso del asesinato.

El cadáver fue trasladado a la morgue del Instituto Nacional de Ciencias Forenses (INACIF), para que se le practique la necropsia de ley.