De esta forma pretende la comuna capitalina mejorar el abastecimiento de agua

Comuna espera tener reserva de agua para afrontar las temporadas de sequía; además, implementará monitoreos para determinar dónde se desperdicia el líquido.

Vecinos de la colonia La Ruedita, zona 3, esperan llenar sus botes con agua, pues aseguran que que no tienen el servicio de desde hace un año. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)
Vecinos de la colonia La Ruedita, zona 3, esperan llenar sus botes con agua, pues aseguran que que no tienen el servicio de desde hace un año. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Según la comuna capitalina, para finales de agosto o principios de septiembre se tendrán rehabilitados 13 pozos con los cuales se espera generar 700 litros de agua por segundo, debido a que el  cinco por ciento de ciudadanos carece del servicio y el 15% de los usuarios de la Empresa Municipal de Agua (Empagua) tiene servicio “irregular o intermitente”.

El alcalde capitalino, Ricardo Quiñónez, refirió que dichos pozos no estaban en funcionamiento y se les efectuó una perforación más profunda para obtener de nuevo el líquido.

“Nos hemos reunido con mandos de Empagua y hay una profunda preocupación, debido a que el invierno no ha tenido la reacción esperada, tenemos una canícula, la buena noticia es que a partir de junio comenzamos a rehabilitar pozos que no estaban en funcionamiento”, precisó.

Quiñónez asegura que para evitar las fugas de agua se comenzó a cambiar la tubería en varias zonas, ya que son sistemas antiguos fabricados con materiales que se han deteriorado.

El jefe edil recalcó que el 35% de agua que se distribuye para el consumo se desperdicia por fugas y conexiones ilegales.

Nuevos caudales

Para el 2020, la comuna tiene previsto incorporar nuevos caudales para la distribución de agua, uno de estos proyectos consiste en utilizar toda la línea de distribución de la planta Xayá Pixcayá y de esa manera se obtendrán mil litros por segundo para la ciudad

Limpieza

Quiñónez dijo que han tenido problema con la distribución de agua de los caudales naturales por la “alta contaminación” que se provoca por tintes y desechos sólidos.

“Las plantas tienen que parar al menos dos horas -cuando llegan desechos- para que se limpie la contaminación”, expuso.

Monitoreo

La comuna también tiene previsto implementar las “zonas hidráulicas” o centros de monitoreo para verificar el uso del agua en las todas las zonas de la capital, de esta manera se pretende detectar los lugares dónde se desperdicia el recurso, localizar fugas y conexiones ilegales.

Según la comuna, el15 por ciento de usuarios de Empagua tienen servicio irregular. (Prensa Libre: Hemeroteca PL)

Contenido relacionado:

>El agua caliente impide que en Amatitlán puedan  aprovecharla 

>Así aprovechan el agua de lluvia en Los Cuchumatanes

El agua se raciona en la capital para que llegue a todos 

0