Manías y mermeladas, el sabor que construye sueños en Jacaltenango

Productora de manías y mermeladas de flor de Jamaica lucha por encontrar mercado y brindar oportunidades a mujeres de Tajbuxup, Jacaltenango, Huehuetenango.

Publicado el
María Candelaria Felipe prepara manías garrapiñadas en su comunidad Tajbuxup, Jacaltenango. (Foto Prensa Libre: Mike Castillo)
María Candelaria Felipe prepara manías garrapiñadas en su comunidad Tajbuxup, Jacaltenango. (Foto Prensa Libre: Mike Castillo)

Tajbuxup es una aldea de Jacaltenango ubicada a tres horas de la cabecera departamental, la mayoría de sus pobladores viven en pobreza y extrema pobreza, el empleo es escaso y las tareas diarias se reducen trabajos agrícolas en los cultivos de manía, flor de Jamaica, maíz y frijol, aquí María Candelaria Felipe Silvestre lucha por generar cambios que se conviertan en oportunidades para su comunidad.

Felipe Silvestre durante años participó en cursos de emprendimiento, procesamiento y transformación de la manía y la flor de Jamaica, aprendió a elaborar manías saladas, garrapiñadas, mantequilla de maní y mermelada de flor de Jamaica.

La emprendedora dedica horas para preparar sus manías es cuidadosa para elegir los mejores frutos los cuales lava y seca, los clasifica según el producto que desea preparar, la presentación dulce o salada implica varias horas de trabajo lo que en ocasiones no compensa el valor final de la venta.

María Silvestre vende la libra de manías a Q15 y el frasco de mantequilla o mermelada a Q25, colocar el producto en el mercado local es una batalla diaria para la emprendedora. Instituciones de Gobierno le brindan apoyo, pero explico no es suficiente.

Con asesoría técnica creó Productos Mary cuya etiqueta coloca a los productos. “Aprendí a vender mis productos con etiqueta y empaque propios, quisiera tener un mercado para beneficiar a mis vecinas con empleo, pero ahora solo es un sueño”, relató Silvestre.

“Empecé a trabajar con un grupo de mujeres, los años pasan, pero no me detengo, acudo a talleres y diplomados porque creo que mi trabajo puede ser mejor y quiero ayudar a otras mujeres”, explicó la emprendedora.

María Felipe Silvestre muestra dos libras de manías garrapiñadas, recién preparadas en su casa en Tajbuxup, Jacaltenango, Huehuetenango. (Foto Prensa Libre: Mike Castillo)

Lea además: Emprendimiento que nació en Quetzaltenango llega a México

Respaldan trabajo de emprendedora

Gladys Mendoza, del programa Creciendo Seguro, de la Secretaría de Obras Sociales de la Esposa del Presidente, afirmó que no todas las personas demuestran actitud de querer destacar, señaló que el caso de María Candelaria Felipe Silvestre es un ejemplo de lucha y perseverancia para Tajbuxup.

Agregó que pese a no tener mercados la emprendedora busca oportunidades para aprender y expandir su negocio. “Lo que pretendemos es que las mujeres sean partícipes de su desarrollo en las comunidades, pueden ser más que amas de casa”, explicó.

Afirmó que las oportunidades en zonas rurales son limitadas por la extrema pobreza es por eso que el aprender un oficio y querer emprender construye paso a paso un mundo distinto para quienes se atreven a emprender.

“Ellas podrán tener toda la experiencia y tecnificación, pero si no hay un mercado no sirve de mucho para salir adelante”, explicó.

> Con Q1 mil podrá establecer una Sociedad de Emprendimiento

María Candelaria Felipe, transforma manías en Tajbuxup, Jacaltenango, Huehuetenango. (Foto Prensa Libre: Mike Castillo)

Irma Argueta, delegada departamental de la Secretaría Presidencial de la Mujer, reconoció la importancia que tienen las mujeres que son lideresas y jefas de hogar y al mismo tiempo emprender para cambiar su situación económica.

“El desarrollo económico para visibilizar salud, educación y mejoras integrales es como ellas ven las mejoras cuando se atreven a construir sus sueños”, afirmó.

La funcionaria cree que apoyar el emprendedurismo es la puerta para frenar la migración, combatir la desnutrición, muertes maternas y la deserción escolar.

María Candelaria Felipe pesa una libra de manías saladas, parte de los productos que elabora en Tajbuxup, Jacaltenango, Huehuetenango. (Foto Prensa Libre: Mike Castillo)

Contenido relacionado

> 3 tácticas para no perder el enfoque en el trabajo

> La razón por la que se ven menos Food Trucks en las calles de Guatemala

> “Yo emprendo”, la revista de realidad aumentada genera análisis de mercado