Está noche se cumplen seis años de la masacre en Salcajá

El 13 de junio de 2013, en medio de las celebraciones a San Antonio de Padua un ataque armado alteró la tranquilidad de los vecinos de Salcajá, Quetzaltenango, las víctimas fueron 9 agentes de la Policía Nacional Civil (PNC).

La masacre ocurrió la noche del 13 de junio de 2013. (Foto Prensa Libre: Archivo)
La masacre ocurrió la noche del 13 de junio de 2013. (Foto Prensa Libre: Archivo)

Salcajá es un municipio que se caracterizaba por la tranquilidad, pero en esa ocasión captó la atención a nivel nacional por un hecho violento.

En diciembre del año pasado, Eduardo Francisco Villatoro Cano, alias Guayo Cano, fue sentenciado a 372 años y ocho meses de prisión al ser hallado culpable de varios crímenes, entre estos, está la muerte de los policías en Salcajá.

Nueve victimas fue el resultado en el ataque armado a la sede la policía en Salcajá. (Foto: Prensa LIbre Archivo)

De acuerdo con la sentencia del tribunal, el día del trágico hecho fueron 14 hombres los que ingresaron a la sede de la policía para masacrar a ocho agentes, y secuestrar al subinspector Cesar Augusto García, quien después apareció desembrado.

Le puede interesar: Cincuenta testigos y más de 500 pruebas explican la masacre en Salcajá ordenada por Guayo Cano

 

La investigación del crimen determinó que el ataque inició a las 20.18 horas y tardó 2 minutos. Mientras los sicarios disparaban a las víctimas, dos hombres vigilaban afuera del edificio.

El Ministerio Público (MP) comprobó que el presunto narcotraficante Guayo Cano, originario de Huehuetenango, fue el autor intelectual del hecho. La masacre se habría originado porque Villatoro Cano acusaba a los agentes de “robar dinero de su organización”.  Cano fue capturado en México y posteriormente deportado a Guatemala.

Después del crimen se inició un operativo denominado Dignidad, con el que se pretendía encontrar a los responsables de la masacre.

A pesar de que han transcurrido más de 2 mil días desde aquea impetuosa noche, los vecinos de Salcajá aun recuerdan el temor que causó en el municipio, incluso algunos presenciaron cuando los vehículos lujosos de los sicarios abandonaron el lugar.

El año pasado en la sede de la Comisaria 41 se efectuó un acto religioso para recordar a los oficiales muertos y “pedir por sus almas”, De acuerdo con las autoridades de la PNC las victimas “murieron en el cumplimiento de su deber.

Contenido relacionado

Capturan a presunta exconviviente de “Guayo Cano” en Zacapa

Fiscalía pide condenar a 823 años de cárcel contra Guayo Cano

Guayo Cano enviado a juicio por masacre de Salcajá

 

 

 

0