Localizan cadáver de reo en Granja Penal de Cantel

El cadáver del recluso Marco Osorio Hernández, de 33 años, fue localizado este jueves en la Granja Penal de Cantel, Quetzaltenango, informaron autoridades.   

Publicado el
Ingreso a la prisión, donde se registró el deceso del reo, en Quetzaltenango. (Foto Prensa Libre: María José Longo).
Ingreso a la prisión, donde se registró el deceso del reo, en Quetzaltenango. (Foto Prensa Libre: María José Longo).

De acuerdo con Rudy Esquivel, vocero del Sistema Penitenciario (SP), a las 5.30 horas se efectuó el conteo de los reos, pero los guardias se percataron de que no estaba Osorio, por lo que acudieron al sector ocho en la bartolina, donde localizaron el cadáver. 

Compañeros del recluso informaron a las autoridades, que este no había manifestado si estaba enfermo y su comportamiento era normal.

“Se descarta una riña, no tenemos informe de problemas de este tipo; además, el cuerpo no tenía señales de violencia”, manifestó Esquivel.

Herber Sac, auxiliar fiscal del Ministerio Público (MP), indicó que Osorio se encontraba sobre su colchoneta y no presentaba señales de violencia, por lo que sus restos fueron enviados al Instituto Nacional de Ciencias Forenses (Inacif) para determinar la causa de su muerte.

Condena

De acuerdo con los registros del SP, el reo fue ingresado a la referida cárcel en septiembre del 2014, luego de haber sido condenado por portación ilegal de arma de fuego. Era originario de Santa Cruz del Quiché, Quiché. 

El informe de la necropsia, determinó que el recluso falleció a causa de una pancreatitis aguda, edema pulmonar y edema cerebral. 

El MP solicitó al Inacif pruebas de sangre del fallecido, para determinar si había presencia de alcohol o estupefacientes.