Sindicato mayoritario logra incremento de Q250 para trabajadores municipales

Por medio de una negociación, los líderes sindicales y representantes del Concejo llegaron a un acuerdo sobre el incremento salarial que se otorga cada año para los trabajadores municipales.

Los trabajadores celebraron la noticia del incremento salarial con la canción Todo se pagará del grupo guatemalteco Malacates. (Foto Prensa Libre: María Longo)
Los trabajadores celebraron la noticia del incremento salarial con la canción Todo se pagará del grupo guatemalteco Malacates. (Foto Prensa Libre: María Longo)

Con cohetillos y aplausos los trabajadores municipales de Quetzaltenango celebraron el incremento salarial obtenido, que consistirá en Q250 cada mes, además será retroactivo a partir de julio del 2019.

Esta mañana los integrantes del sindicato mayoritario de la Municipalidad de Quetzaltenango suspendieron labores y participaron en una asamblea para exigir dicho incremento, pero en la reunión se les informó que habían llegado a un acuerdo y obtenido un incremento.

A causa de la asamblea los empleados municipales no realizaron la recolección de basura domiciliar en las zonas que se atienden los jueves,  además se suspendió la atención en la Municipalidad de Quetzaltenango y sus dependencias.

Algunos trabajadores no acudieron a la asamblea y continuaron con sus labores, situación que molestó a Rudy Ventura, secretario del sindicato,  quien ordenó a otros integrantes que acudieran a cada oficina a tomar fotografías de las personas que estaban en las dependencias municipales  y no en la asamblea.

Rudy Ventura, secretario del sindicato mayoritario de la Municipalidad de Quetzaltenango, dio un discurso a los integrantes del movimiento. (Foto Prensa Libre: María Longo)

“Lamento mucho ver gente dentro de las dependencia y que pareciera ser que no les importará, lamento mucho ver a gente que todavía está dentro de su lugar de trabajo cuando el día de hoy tenemos la posibilidad de beneficiar tanto al renglón 022 como el 011,  quizás en algún futuro  vayan a sentirse cohibidos o presionados y entonces si van a solicitar la ayuda del sindicato, igual se las vamos a dar”, dijo Ventura.

“Muchas veces se critica, se castiga y hasta se sataniza el que hacer municipal, pero día a día debemos agradecer  a Dios que tenemos un lugar de trabajo a donde ir”, agregó.

Juan Arturo Martínez, abogado del sindicato, aseguró que el incremento es en cumplimiento de la ley. “Se hace mención en todo momento al pacto colectivo de condiciones de trabajo subscrito entre el sindicato y el patrono, se menciona porque es una ley profesional y el fundamento de estas negociaciones”.

Martínez recordó que al inicio el sindicato pidió  Q700 para el incremento salarial, pero según relató en las negociaciones se les informó que la situación financiera de la municipalidad “era baja” entonces acordaron Q250, ya que no podía ser una cifra inferior a la recibida el año pasado, en el 2018 el incremento fue el mismo.

Los representantes de la municipalidad para negociar el incremento fueron el alcalde Luis Grijalva así como los concejales Armando Castillo y Fredy Hasted.

“Hoy es un día muy importante para toda la familia municipalista porque la comisión hemos llegado a un feliz término lo que tanto hemos deseado todos los años, esta comisión ha puesto el esfuerzo y hemos dado un paso adelante para tener el incremento que ustedes necesitan”, dijo Castillo.

Mario Solís, director de Recursos Humanos explicó que para cumplir con el incremento retroactivo desde julio de 2019, se hará el pago a los 1 mil 200 trabajadores de la siguiente manera: en diciembre de este año se pagará el incremento de julio, agosto y diciembre, posteriormente en febrero de 2020 se pagará septiembre, octubre y noviembre, además desde enero del próximo año, los empleados recibirán en su pago el incremento otorgado.

El aumento será para los trabajadores de los renglones 011 y 022. (Foto Prensa Libre: María Longo)

Para las arcas municipales el incremento representará un impacto económico mensual de Q300 mil y anual de Q3.6 millones.

La noticia causó asombro en los vecinos de Xela quienes no comprenden cómo los trabajadores municipales que incumplen con sus labores pueden recibir un incremento “que no merecen”.

“Es triste que apoyen la mediocridad, el sindicato tendría que fomentar  un incremento objetivo, justificado y de acuerdo al desempeño laboral de cada trabajador o al riesgo que este enfrenta, además es ilógico que los trabajadores municipales reciban un aumento cuando la ciudad es un caos, hasta suspender labores, es un abuso porque cuando uno tiene un don de servicio lo que hace es trabajar y servir, esta bien que reclamen derechos, pero y las obligaciones”, dijo Lucia Martínez, vecina de la zona 3 de Xela.

Usuarios también criticaron la suspensión de labores y el hecho de que los beneficiados quemaran cohetillos afuera de la municipalidad.

Al concluis la asamblea del sindicado, se escucharon los cohetillos afuera de la municipalidad. (Foto Prensa Libre; María Longo)

“Ojala recojan la basura de los cohetillos, en la mayoría de empresas privadas no hay aumentos y menos que uno deje de trabajar en su jornada. Ojala cambien su forma de ser y se den cuenta que como empleados de la municipalidad está en ellos hacer el cambio, estoy seguro que son muy pocos, pero hay algunos que se merecen ese aumento, otros habría que hasta quitarles, en esos casos es triste que el pueblo tenga que pagarles Q250 más para que se tarden una eternidad con hacer los tramites”, dijo Luis Méndez, vecino de la zona 1.

Al concluir la asamblea, los trabajadores reanudaron labores y la basura domiciliar fue recolectada.

Contenido relacionado

Capacitan a agentes para resguardar áreas protegidas de pinabete ¿Conoces cuál es la sanción por la venta ilegal?

Hallan cocaína, dinero y celulares en vivienda de salvadoreña

Diputados de la región buscan consensuar iniciativas y obras a las que darán mayor apoyo

 

 

 

 

 

0