En la zona 1 de Retalhuleu los vecinos se quejan de que algunos usan la calle como baño

Los malos olores y los desechos fisiológicos de algunas personas que aprovechan los espacios reducidos en la 6a. calle de la zona 1 de Retalhuleu tienen cansados a los vecinos, quienes a diario caminan por ese sector. 

Personas caminan en calle contaminada, en la zona 1 de Retalhuleu. (Foto Prensa Libre: Esaú Colomo)
Personas caminan en calle contaminada, en la zona 1 de Retalhuleu. (Foto Prensa Libre: Esaú Colomo)

Pobladores comentan que a cien metros del lugar están disponibles sanitarios públicos, en el parque central de la localidad, pero no algunas personas no los utilizan y prefieren hacer sus necesidades fisiológicas en la calle, por lo que podrían propagarse enfermedades por esa contaminación.

Otro de los factores que señalan los vecinos es la permanencia de ventas informales, instaladas con nailon y madera, lo que da mal aspecto a la ciudad.

Candelaria Mejía, vecina, comentó que los malos olores se intensifican al mediodía y las personas, por no pasar en la banqueta sucia, caminan en la calle a causa de las champas, por lo que se arriesgan a ser atropellados por un vehículo.

“Solicitamos a las autoridades municipales que le pongan atención a esta problemática porque es un foco de contaminación y no es prudente que esas ventas permanezcan en una calle céntrica a pocos metros del parque central”, expresó Mejía.

Carlos Ríos, otro residente, refirió que la comuna debería ordenar la ciudad y procurar un buen ornato ya que el área céntrica de Retalhuleu está catalogada como centro histórico y las condiciones de higiene que hay en esas ventas y en la calle “no son aceptables para la salud de quienes permanecen ese lugar y los que caminan por ahí”.

Ventas de comida están en la calle en la que vecinos denuncian contaminación. (Foto Prensa Libre: Esaú Colomo)

En el referido sector también se instalan ventas de comida, que podría estar contaminada, considera Cecilia Rodas, vecina, quien indicó que los vecinos podrían enfermarse al consumir esos alimentos.

“No estamos en contra de las personas que tienen sus ventas, pero deben de ser reubicados en un lugar adecuado, para que esa área quede despejada y de esa manera se evite que los malos vecinos hagan sus necesidades fisiológicas en las calles”, dijo Ríos.

Julio Batén, concejal tercero, aseveró que a los vendedores ya se les ha llevado notas para que desalojen el lugar y así prevenir enfermedades a causa de la contaminación, pero “no hacen caso y las personas siguen utilizando ese espacio para sus necesidades”.

“Nos reuniremos en Concejo y vamos a tener que actuar porque ya se les aviso desde hace varios meses a los vendedores y además no cuidan su área de trabajo, porque todos los días es el mismo problema, ya que no hay higiene en ese lugar”, comentó Batén.

Según la comuna local ya han notificado a los vendedores que deben desalojar esta calle. (Foto Prensa Libre: Esaú Colomo)

Contenido relacionado:

> Video expone reacción violenta entre automovilistas 

> Migrante hondureño narra cómo la violencia lo obligó a dejar su país y ahora guía a otros migrantes

> Así exigieron maestros los padres de familia de una aldea de Río Bravo

0