Exentrenador olímpico estadounidense John Geddert se suicida tras haber sido acusado de agresión sexual y tráfico de personas

De acuerdo con fuentes oficiales el exentrenador del equipo femenino de gimnasia olímpico de EE.UU. John Geddert, se suicidó tras ser acusado de 24 cargos criminales.

John Geddert, exentrenador olímpico de gimnasia fue hallado muerto hoy tras haber sido acusado de 24 cargos criminales. Foto Prensa Libre: AFP.
John Geddert, exentrenador olímpico de gimnasia fue hallado muerto hoy tras haber sido acusado de 24 cargos criminales. Foto Prensa Libre: AFP.

Este 25 de febrero agentes de la policía de Michigan, Estados Unidos, hallaron muerto al exentrenador de gimnasia estadounidense John Geddert, quien este mismo día había sido acusado de agresión sexual, tráfico de personas, conducta sexual criminal, crimen organizado y entre otros.

El hombre trabajó durante varios años en el mismo gimnasio que el ex doctor Larry Nassar. El estadounidense murió por suicidio y fue descubierto en Grand Ledge, Michigan, según Kelly Rossman-McKinney, portavoz de la fiscal general de Michigan, Dana Nessel.

El exentrenador del equipo femenino de gimnasia olímpico de EE.UU. John Geddert hab´pia sido imputado con 24 cargos, que incluyen agresión sexual y tráfico de personas, relacionados con su trabajo con deportistas.

La fiscal general del estado de Michigan, Dana Nessel, informó antes de conocerse sobre su suicido, en un comunicado, de que había presentado esas acusaciones contra Geddert, de 62 años, por supuestamente haber cometido “al menos una agresión sexual e incidentes múltiples de abusos físicos contra docenas de sus jóvenes atletas”.

La imputación abarca veinte cargos por presunto tráfico de personas, entre los que hay seis relacionados con menores de edad; uno por actividad delictiva continuada; dos por conducta sexual penal en primer y segundo grado; y uno por mentir a los investigadores.

John Geddert dirigía a la selección olímpica de gimansia de Estados Unidos. Foto Prensa Libre: EFE.

“Estas alegaciones se centran en actos múltiples de abusos verbales, físicos y sexuales perpetrados por el acusado contra muchas mujeres jóvenes”, indicó Nessel.

La oficina de la fiscal general explicó en la nota que acusaban a Geddert, expropietario de un gimnasio en la zona de Lansing, capital de Michigan, de tráfico de personas por supuestamente haber sometido a las deportistas a “trabajos forzosos” en condiciones extremas que contribuyeron a que sufrieran lesiones.

Cuando las gimnastas se quejaron, el entrenador no se hizo cargo y empleó la intimidación, amenazas y la fuerza física para hacer que actuaran de acuerdo a sus expectativas, indica el texto.

En Desarrollo