Champions League: El Leipzig con la racha a su favor y el Liverpool con la ventaja de la ida

El RB Leipzig mantiene una buen racha en la Bundesliga y el Liverpool todo lo contrario. Aún así los dirigidos por Jürgen Klopp tienen la ventaja de 2-0.

Publicado el
Mohamed Salah del Liverpool disputa un balón con Lukas Klostermann del RB Leipzig durante el partido de ida de los octavos de final. Foto Prensa Libre: AFP.
Mohamed Salah del Liverpool disputa un balón con Lukas Klostermann del RB Leipzig durante el partido de ida de los octavos de final. Foto Prensa Libre: AFP.

El Liverpool y el RB Leipzig llegan este 10 de marzo a la vuelta de los octavos de final de la Champions League en momentos completamente distintos y mientras que el equipo alemán cuenta con una buena racha a favor del equipo de Jürgen Klopp está la renta del 0-2 de la ida.

Esa derrota ha sido la última encajada por el Leipzig que en la Bundesliga no pierde desde el 23 de enero. Desde entonces, en el torneo doméstico los dirigidos por Julian Nagelsmann han acumulado 6 victorias seguidas y han superado los octavos y los cuartos de final de la Copa de Alemania.

El Leipzig aspira al título de la Copa y también al de la Bundesliga, donde está solo dos puntos por debajo del Bayern y, de no ser por la derrota en la ida ante el Liverpool, se podría hablar de una situación casi ideal en estos momentos de la temporada.

Para el Liverpool, en cambio, la Champions es la tabla de salvación que le queda ya que está ‘tocado’ de muerte en la Premier League, a siete puntos del cuarto puesto después de encadenar una de las peores rachas de su historia.

Anfield ha dejado de ser un fortín y los de Jürgen Klopp han caído en seis partidos en casa de forma consecutiva por primera vez desde la fundación del club. La última vez que perdieron tantos encuentros en casa durante una edición de la liga fue hace casi setenta años y terminaron bajando a Segunda división.

Esto habla de la poca seguridad que transmite Anfield, templo que ha sido conquistado en las últimas fechas por equipos mucho menos potentes como el Burnley, el Brighton y el Fulham.

La buena noticia para ellos es que la eliminatoria, debido a las restricciones de vuelos entre Alemania y Reino Unido, se disputará en Budapest, capital de Hungría.

Ante la avalancha de lesiones en defensa, que explican parte del derrumbe que ha sufrido el equipo, Klopp decidió rotar ante el Fulham, jugar con tres canteranos en defensa y dejar fuera de la titularidad a Sadio Mané, que tuvo minutos en la segunda mitad, y a Roberto Firmino, que no fue convocado. También descansó Thiago Alcántara.

Todos deberían estar disponibles para el que ahora mismo es el partido más importante de la temporada del Liverpool. Porque por la Champions pasan todas las esperanzas de un equipo que ya no aspira a ganar la Premier, que tiene complicado meterse entre los cuatro primeros y que está eliminado desde hace tiempo de las dos copas domésticas.

Los problemas del equipo se han trasladado también a las estrellas individuales y un futbolista como Mohamed Salah, culpable del gol de la derrota contra el Fulham, ha estado cuestionado debido a las quejas de su agente por haber sido sustituido cuando el Liverpool perdía contra el Chelsea hace un par de jornadas.

El Leipzig, por su parte, llega al duelo de vuelta con la importante baja de Angeliño, con problemas musculares.