Jorge Mario Ortiz busca aportar goles y acabar con la sequía de títulos de los cremas

El delantero Jorge Mario Ortiz ha comenzado una nueva etapa en su carrera junto a Comunicaicones con la ilusión de consolidar los sueños que comenzaron en su Ayutla, San Marcos.

Jorge Mario Ortiz, delantero de Comunicaciones, aportar su talento y goles para el Clausura 2019. (Foto Prensa Libre: Francisco Sánchez).
Jorge Mario Ortiz, delantero de Comunicaciones, aportar su talento y goles para el Clausura 2019. (Foto Prensa Libre: Francisco Sánchez).

De niño, Ortiz siempre soñó con ser jugador profesional y trascender. Aunque creció sin sus padres, jamás se dio por vencido y transformó en realidad muchas de sus ilusiones.

“Mi papá se llamaba Carlos y lo asesinaron en Tecún Umán cuando yo tenía 4 años. A mi mamá —Lilian— la conocí en Jutiapa hasta cuando cumplí los 18. Poco tiempo después también la mataron”, narra Ortiz, el nuevo refuerzo de Comunicaciones para el Clausura 2019.

Su abuela Fidelia López, quien ya falleció, se encargó de aconsejarlo, educarlo y darle el cariño que necesitaba. “Gracias a Dios tuve la oportunidad de crecer a su lado. Ella fue padre y madre a la vez. Me orientó y sus consejos me ayudaron a no tomar malas decisiones”, refiere el exjugador de Xelajú MC.

Al habilidoso atacante no le tiemblan las piernas ni titubea a la hora de pararse en el área para rematar al arco, aun si es para cabecear. Su olfato goleador lo ha llevado a defender los colores de equipos como Deportivo Marquense, donde se formó; Malacateco y los de su natal Ayutla —Primera División—.

Lee además: Municipal se pronuncia por ataque de un grupo de aficionados rojos a seguidores del CD Águila

Jamás pierde de vista sus raíces y en su mente está fresco el recuerdo de sus inicios con los leones marquenses.

“Llegué cuando tenía 15 años. De a poquito fui subiendo de categoría. Pasé por la Sub 17 y especial hasta que me ascendieron al equipo mayor. Mi debut en la Liga Nacional fue contra Heredia. Ganamos 4-0 en San Marcos. Recuerdo que en ese partido anoté dos goles”, añade el espigado jugador.

Lee también: Elías Enoc Vásquez se olvida de Comunicaciones y escoge a Sanarate como su siguiente reto deportivo

Meta con los cremas

El 29 de diciembre recién pasado, Ortiz tuvo su primer entrenamiento con los cremas, pero desde que lo contactaron los albos, su felicidad y metas   han crecido el doble.

“Lo que me impulsa a seguir adelante es mi hija Lilian Fabiola, de 6 años, es lo mejor que me ha pasado en la vida. Me motiva día a día y por ella siempre trato de hacer las cosas de la mejor manera, así como de alcanzar mis sueños”, comenta Ortiz.

Hacer un buen torneo, aportar goles, ganarse la titularidad y salir campeón son algunos de los objetivos del futbolista de 1.90 metros de estatura.

“Siempre soñé con llegar a este gran club. Daré mi máximo esfuerzo. Voy a sudar esta camisola a muerte. Con trabajo y humildad podemos lograr las metas”, apuntó el flaco Ortiz.

El delantero de 28 años llega al plantel albo con la mentalidad cargada de optimismo. Indicó que su adaptación al grupo ha sido fácil porque todos los jugadores se ven como una familia.

“A veces, cuando te hablan de los cremas, crees que aquí hay futbolistas agrandados y eso no es cierto. En este equipo hay mucha unidad. Todos me han apoyado y espero cumplir con las expectativas que se han generado sobre mi llegada”, recalcó el ariete.

Jorge es uno de los dos futbolistas contratados por el plantel albo para el campeonato que arranca el viernes. También llegó Nicolás Samayoa.

El trabajo de Ortiz en la cancha estará acompañado por el delantero mexicano Abraham Darío Carreño.

Contenido relacionado:

> Rodrigo Saravia: “Dar un regalo a un niño me llena el alma”

> Estos han sido los fichajes controversiales de jugadores excremas a Municipal

> Cremas anuncian las bajas de Marvin Ceballos y Elías Enoc Vásquez 

0