Agroexportación depende de diversificación más que nunca      

Demanda agrícola de mercados compradores se concentra en productos como aguacate y arándanos para la exportación.

La venta de microlotes de café de alta calidad es una de las propuestas que surgieron durante el Congreso Agrícola que organizó Agexport por la caída de precios internacionales. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca)
La venta de microlotes de café de alta calidad es una de las propuestas que surgieron durante el Congreso Agrícola que organizó Agexport por la caída de precios internacionales. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca)

Dos productos agrícolas cuentan con un potencial de cultivo y exportación para los próximos cinco años. 

Las oportunidades se mantienen para todos los productos, pero se detectó una alta demanda en el cultivo y exportación de aguacate y arándano, sobre todo para los Estados Unidos, expuso Carlos Salazar, coordinador de la Comisión Agrícola de la Asociación Guatemalteca de Exportadores (Agexport), que celebró ayer el Congreso Agrícola.

El directivo explicó que, aunque hay una caída de precios para productos como azúcar, café y hule —caucho—, las alternativas están en ambos cultivos.

“Los productos a granel tienen problemas de precios, pero la propuesta apunta hacia la producción de aguacate y arándano, que son cultivos que pueden desarrollarse entre tres a cinco años”, aseguró el técnico.

Lea además: Guatemala será la sede de la Conferencia de Zonas Francas de Las Américas

En el caso de la caficultura, enfatizó que algunos productores evalúan hacer cambio a estos productos.

Salazar explicó que uno de los desafíos es que los productores se deben tecnificar, certificar y cumplir con las normas que establecen los mercados.

Por otra parte, también pueden participar en la cadena de comercialización y suministro a las empresas exportadoras, que les deja un buen “margen” como suplidores.

Con el proyecto Mipymes y Cooperativas competitivas de la Unión Europea buscan a grupos productores y cooperativas para incentivar el cultivo.

Suministrar calidad 

José Padilla Salazar, del Comité de Cafés Diferenciados de la Agexport, afirmó que ante la sustancial caída de precios del aromático en el mercado internacional lo ideal es abastecer lotes, microlotes y nanolotes de productos con alta calidad, que el consumidor en el mercado internacional lo paga.

Un grano de calidad puede pagarse hasta tres veces de los precios que se cotizan en la bolsa, afirmó, y las empresas deben migrar a ese concepto.

Le puede interesar: En octubre empieza registro para el nuevo régimen de Factura Electrónica en Línea según la SAT

“El café de Guatemala es apreciado en el mercado internacional y la alternativa es despachar microlotes con calidad y no competir en volumen”, aseguró.

Padilla enfatizó que unas 50 empresas ya trabajan este modelo y la idea es que se amplíe.

Recordó que el sector está en su cuarta ola, es decir, comercializar un café gurmé, orgánico, responsable, con un nicho especializado.

Valor agregado

En el Congreso Agrícola los    expositores señalaron que los productores deben brindar un valor agregado en la comercialización de sus bienes y no solo distribuirlos a  granel. 

Aseguraron que cada vez el mercado exige el cumplimiento de normas y calidades y antes de hacer despachos a mercados internacionales deben informarse e invertir en el conocimiento. 

Se confirmó que Estados Unidos, México y Centroamérica son los mercados naturales.

Contenido relacionado

Guatemala diseña política nacional de fruticultura 
Iniciativa propone ampliar fideicomiso del café por 25 años
Los precios mundiales del café estan siendo controlados por corporaciones