Coronavirus: Gobierno no pedirá más dinero para fondos de emergencia

Con la apertura gradual de la economía y el restablecimiento paulatino de las actividades, será necesario reorientar algunos programas sociales de apoyo que el Gobierno está ejecutando en atención a las personas afectadas por la pandemia, que pertenecen a grupos vulnerables.

Publicado el
El Bono familia tiene una ejecución del 33% que equivale a unos Q1 mil 974 millones, comprometido otro monto similar y un saldo de Q4 mil 025 millones, según Finanzas. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca)
El Bono familia tiene una ejecución del 33% que equivale a unos Q1 mil 974 millones, comprometido otro monto similar y un saldo de Q4 mil 025 millones, según Finanzas. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca)

Con los parámetros que se establecieron en el semáforo epidemiológico y los controles respectivos, se espera que en las próximas semanas la activación de la producción nacional, la recuperación del consumo, y las fuentes de empleo.

Pero al mismo tiempo, ya se habla de la reorientación de los programas de atención Fondo de Protección del Empleo; Fondo Capital de Trabajo, y el Bono Familia, que tuvieron como fuente de financiamiento ampliar la deuda interna por la emisión de un bono de Q11 mil millones que aprobó el Congreso en abril último.

Los recursos deberán ejecutarse antes del 31 de diciembre, fecha en que concluye el ejercicio fiscal, ya que al no utilizarse para los destinos que fueron creados pasarán al fondo común.

La emisión de este bono y de otros programas incrementó la deuda interna en los primeros cinco meses de año, y pasó de Q87 mil 221.66 millones diciembre del 2019 a Q93 mil 650.85 millones al 31 de mayo pasado, según los reportes de la Dirección Crédito Público del Ministerio de Finanzas (Minfin).

Continuidad

Álvaro González Ricci, ministro de Finanzas, declaró que, con los lineamientos para la apertura de la economía, la implementación del semáforo epidemiológico y los sistemas de alertas, se espera una pronta recuperación de la producción, lo que implicaría la mejora en la recaudación tributaria, el restablecimiento del empleo formal e informal para regresar a una nueva normalidad.

En el caso de los programas temporales de apoyo que aprobó el Congreso, en los cuales existen fondos disponibles, existe la probabilidad de presentar una nueva iniciativa para hacer transferencias entre los mismos y que todas finalicen al mismo tiempo –31 de diciembre– cuando finaliza el ejercicio fiscal-.

“Si al Bono Familia le faltan recursos para su ejecución, la idea es que de algún otro programa se fortalezca, y analizar otras asignaciones que no se van a gastar en su totalidad disponerlas para otras. Va a haber una reestructura de los decretos creados para atender la emergencia y tratar de extenderlos la mayor cantidad posible, mientras la economía se recupere”, puntualizó el ministro.

Recalcó que, por el momento, no se piensa adquirir nueva deuda, pero que existe un programa de contingencia para poder enfrentar lo que está pasando y avanzar con la discusión de otros préstamos u opciones.

“En ningún momento la idea es volver hacia atrás, pero sí estar preparados, y estamos gestionando una serie de créditos por organismos multilaterales para que, si por alguna razón se requieren más recursos para sostener la economía, tengamos esas puertas abiertas y las negociaciones encaminadas para poder responder. No esperamos que pase eso, pero sí estar listos con un plan B”, remarcó el funcionario.

El Bono Familia equivale Q1 mil mensuales por tres meses por beneficiario, fue diseñado para dos millones de hogares, pero hay inscritos 2.6 millones.

El Gobierno prepara una iniciativa de ley para reorientar los recursos que aprobó el Congreso para los programas de apoyo social por los efectos del covid-19. (Foto Prensa Libre: Hemeroteca)

Propuesta de modificación

La ejecución de los programas sociales de los fondos de reactivación tiene destino y montos específicos, por lo que el Congreso deberá aprobar cualquier modificación que se realice por parte del Gobierno.

Según el ministro, la propuesta y estructura de las reasignaciones estaría finalizada entre esta y la próxima semana con los ministerios involucrados –Desarrollo Social, Economía, Trabajo y Energía y Minas–.

Por ejemplo, los fondos que tienen baja ejecución podrían dar paso a otros programas que sí se están ejecutando y que necesitan más recursos.

“Tenemos que hacer una matriz de todos estos programas, establecer la temporalidad de hasta cuándo se tienen los recursos, hacer las transferencias y que todos concluyan al mismo tiempo. Esto lo estaríamos proponiendo, pero el que debe decidir es el Congreso”, enfatizó.

La iniciativa se estaría socializando en el Congreso para que los recursos lleguen a la población lo más pronto posible, ya que, en un año, se contará con una economía abierta, dijo el funcionario.

La iniciativa sería consensuada con los ministerios que tienen a su cargo la ejecución.

Gustavo Mancur Milián, presidente del Crédito Hipotecario Nacional (CHN), confirmó que el pasado viernes recibieron del Minfin otro tramo por Q690 millones para ejecutar el Fondo de Protección del Empleo que comprendería el pago para los trabajadores suspendidos, y del Fondo de Protección de Capitales -otro programa no incluido en los Q11 mil millones- de Q250 millones, se han aprobado Q230 millones.

Ejecución

De la emisión del bono como fuente de financiamiento por Q11 mil millones -decreto 13-2020- , colocaciones internas, tenedores internos de bonos, así se mantiene la ejecución al 27 de julio:

  • Bono Familia monto total Q6 mil millones: Ejecución 33%, por un monto de Q1 mil 974.2 millones, comprometido, Q1 mil 974, y saldo disponible Q4 mil 025.8 millones.
  • Fondo de Protección al Empleo monto total Q2 mil millones: Ejecución, 40% por un monto de Q807.1 millones, comprometido, Q807.1 millones, y saldo disponible, Q1 mil 192 millones.
  • Fondo de Crédito Capital de Trabajo monto total Q2 mil 730 millones: Ejecución 44% por un monto de Q1 mil 200 millones, comprometido, Q1 mil 200 millones, y saldo disponible, Q1 mil 530 millones.
  • Subsidio a la Energía Eléctrica monto total Q270 millones: Ejecución 100%.
  • Fondo de Protección de Capitales CHN monto total Q250 millones: Ejecución 100%. *Este fondo proviene del presupuesto vigente no del bono de Q11 mil millones.

Fuente: Ministerio de Finanzas

“Lo que ocurra primero”

El comisionado Rolando Paiz Klanderud, del Programa Nacional de Competitividad (Pronacom), confirmó que el subsidio del Fondo de Protección de Empleo tiene la vigencia este año hasta que se agoten los recursos o hasta que llegue el último día de diciembre, lo que ocurra primero.

Reiteró que las empresas que por alguna razón no pueden trabajar pueden seguir aplicando a este programa.

Citó como ejemplo, que en un restaurante o en un local comercial no podrá estar con el 100% de sus trabajadores, y los que no puedan convocar a trabajar podrán seguir suspendidos, y recibir el subsidio.

Las empresas que reactiven a parte de su planilla en sus actualizaciones deberán colocarlos, y todo este bajo control.

“Esperamos observar un menor número de personas suspendidas, pero qué tan menor, eso no se sabe” indicó.