Industria incentivará sector lechero local

Para el 2022, la planta mexicana productora de lácteos Lala prevé operar a su capacidad máxima y procesar 200 mil litros de leche diarios.

La construcción de la planta que se ubicará el Parque Industrial Michatoya ya comenzó, y prevén que estará lista en el primer trimestre del 2018. (Foto Prensa Libre: Enrique Paredes)
La construcción de la planta que se ubicará el Parque Industrial Michatoya ya comenzó, y prevén que estará lista en el primer trimestre del 2018. (Foto Prensa Libre: Enrique Paredes)

El volumen de compra significará 325% más de 47 mil litros que procesa en la actualidad.

La empresa mexicana compra su materia prima a 600 proveedores nacionales y proyectan llegar a mil 500 en los próximos dos años, según Miguel Schumann, gerente general de Lala Guatemala.

Los datos los ofreció Schumann un día después de haber anunciado la inversión de US$30 millones —Q220 millones— para la construcción de una nueva planta productora en el Parque Industrial Michatoya, ubicado en Escuintla.

El ejecutivo dijo que para alcanzar esa producción desde hace un año capacitan a su personal en manejo de tecnología y procesos estandarizados que garanticen la inocuidad de los productos.


El entrenamiento incluye a los actuales proveedores de leche y en corto plazo a los nuevos.

“La capacitación se realizará con el apoyo del Ministerio de Agricultura y asociaciones de ganaderos y productores de leche”, aseguró.

Dijo que para ello se contará con equipo de asistencia técnica, para que mejoren sus prácticas de ordeño, asesoría en temas de higiene, uso de agua potable y caliente para eliminar bacterias, entre otros aspectos.

El objetivo, agregó, es que los nuevos proveedores eleven su productividad.

En el 2016, la producción de leche aportó a la economía Q658 millones, lo que significó un crecimiento de 2.1% en relación con el 2015.

Mayor desarrollo

Luis Leal Monterroso, presidente de la Cámara de Productores de Leche de Guatemala, consideró que es una buena oportunidad para que la industria láctea en Guatemala se desarrolle de acuerdo con normativas nacionales e internacionales.

El representante comentó que el productor no hace crecer su hato ganadero por no contar con la certeza de que alguien comprará la leche que produce.

“Si produce más y no hay dónde comercializarla, puede perder su inversión”, enfatizó.

Leal afirmó que han participado en reuniones con directivos de Lala, y como Cámara de Productores de Leche consideran que la empresa fortalecerá al sector, dado que sus planes son puntuales en mejorar la calidad de la leche nacional.


Eduardo Tricio Haro, presidente del grupo mexicano y quien anunció la inversión el martes pasado, afirmó que son el mayor comprador de leche en el país.

Solicitan apoyo

Para Ramiro Pérez Zarco, director ejecutivo de la Asociación de Desarrollo Lácteo, es positivo que una empresa internacional esté interesada en incentivar la producción de leche nacional.

Pérez señaló que los retos que enfrenta son grandes y que la mayor preocupación es el escaso financiamiento con tasas que no son competitivas y que no ayudan a aumentar el rendimiento en las fincas.

“Para que los productores sean más eficientes, tienen que bajar sus costos de producción. Se trata de producir más barato, pero con calidad y buenas prácticas agropecuarias”, resaltó Pérez Zarco.

La fábrica tendrá un impacto positivo en la creación de fuentes de empleo para los habitantes de Palín, Escuintla. Sin embargo, les preocupa que no cuentan con mano de obra calificada.

Max García, historiador de Palín, comentó que carecen de planes educativos que apoyen a la población en el desarrollo de capacidades técnicas y tecnológicas.

Schumann refirió que una de las intenciones es contratar personal de lugares aledaños y ofrecer programas de capacitación.